21 junio 2009 Compactos, Pruebas

Alfa MiTo 1.4 TB 120CV

Uno de los coches que pueden transmitir todo el Cuore Sportivo de la marca italiana es sin duda este compacto, que comparte la misma filosofía que el 8C Competizione pero pensada para un público mucho más cercano, de la calle y no tan exclusivo, ya que se puede conseguir a partir de 11.800 euros con las ayudas del Gobierno actuales.

Decir que no es un coche barato si lo comparamos con otros compactos, pero sí que vale lo que cuesta si atendemos a la exclusividad (no se ven muchos por la calle) y por el excelente diseño y comportamiento deportivo que transmite cuando estamos a sus mandos. Sin duda, podemos llegar a compararlo con otros compactos como el Mini Cooper o un Peugeot 207, aunque las sensaciones son completamente diferentes y únicas, que son muy agradables a los que les gusta la conducción deportiva.

Motor y prestaciones

Alfa MiTo 1.4 TB 120CV

Probamos el nuevo motor 1.4 TurboJet 16V de 120 CV gasolina con una aceleración de 0 a 100 km/h en 8,8 segundos, perteneciente a la nueva generación de motores que se amplió para este modelo a finales del año pasado. Junto al 1.3 JTDM de 90 CV diésel, son cinco motores diferentes en total que puede montar: 2 diésel (1.3 y 1.6 de 90 y 120 CV) y tres gasolina (1.4 de 78 CV, 1.4 TB de 120 y 155CV).

El precio base de este modelo con este motor es de 17.900 euros y se puede acoger al plan 2000E del Gobierno, ya que emite 145 g/km. Entre las ayudas, siempre que se trate de una versión de Distinctive (ya que la Progression no está incluida), a excepción del 1.4 de 155CV, se pueden conseguir descuentos de entre 2.000 y 3.000 euros.

Centrándonos en la unidad probada, queríamos obtener todo el rendimiento, potencial y sentir esa conducción deportiva que tanto lo caracteriza. Por supuesto que un diésel sería mucho más económico (en algunos momentos el consumo se disparaba hasta 13 l/100km) y muy apto para aquellos que buscan el diseño y lo económico pero renunciarían a la deportividad natural del modelo, pensado para hacer rectas las curvas y poder estirar al máximo el motor llegando a las 6.500 vueltas en ocasiones que lo requieran.

Alfa MiTo 1.4 TB 120CV

Bien es cierto que el par máximo, 206 Nm, está situado en las 1.750 rpm y la potencia máxima se alcanza a las 5.000 rpm, pero en la práctica el rango más cómodo de conducción es desde las 1.400 rpm hasta las 4.800 rpm y donde el coche consigue una aceleración realmente excelente y una respuesta realmente alucinante en modo de conducción Dynamic que comentaremos más adelante.

La palanca de cambios es agradable al tacto, más aún si elegimos la opción de palanca y volante en cuero. La caja de cambios de 5 velocidades es rápido y directo, aunque cuesta trabajo acostumbrarse al principio a engranar la marcha atrás. Lo mismo pasa con la 5ª velocidad, que no se encuentra muy fácilmente hasta que no te habituas a ella, pero una vez hecho, se consigue exprimir todo el potencial del cambio. Estirar las marchas cortas es una delicia, se consiguen sensaciones realmente alucinantes llegando casi a los 100 km/h (97 km/h exactamente) hasta el corte de inyección en 2ª velocidad.

En cuanto al ruido interior y confort de marcha decir que la conducción se hace agradable incluso en viajes largos, consiguiendo muy buena insonoridad en el habitáculo a altas velocidades. La suspensión en viajes largos no incomoda pero también realiza su función en condiciones deportivas, consiguiendo pegar el coche a la carretera en curvas cerradas a altas velocidades. Ofrece sensación de seguridad y aplomo como un auténtico deportivo y no producirá ningún susto y dará sensación en todo momento de tenerlo todo bajo control.

Alfa MiTo 1.4 TB 120CV

Los frenos de disco ventilados de 281 mm delante y 251 mm detrás no son malos pero podían comportarse mejor. Cuando el freno aún no ha alcanzado temperaturas extremas se comporta excepcionalmente, con una frenada limpia y sin ayuda de ABS, pero cuando la temperatura comienza a subir y las frenadas se hacen más repetidas, el ABS se empieza a notar en frenadas bruscas y extremas, por supuesto, con gran diferencia de comportamiento.

En la siguiente parte comentaremos el diseño exterior e interior que no defraudan en ningún momento.

Fotos | Jorge Rubio


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario
  • Fuen un placer colaborar en la prueba del vehículo y ya tengo ganas de leer las partes que faltan. Coincido totalmente en lo que describes, es más es un coche de esos que podemos considerar como un “juguete” ya que si lo conduces deportivamente, disfrutas y te diviertes.
    Un saludo

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 junio 2009
  2. Alfa MiTo 1.4 TB 120 CV, prueba (parte II) 25 junio 2009
  3. Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV, prueba (parte I) 6 agosto 2009
  4. Abarth 500 135 CV, prueba (parte I) 17 septiembre 2009
  5. Abarth 500, el más divertido 23 septiembre 2009
  6. Abarth Grande Punto Esseesse 1.4 16V T-Jet 180 CV, prueba (parte I) 6 enero 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *