25 septiembre 2011 Berlinas, Vídeos


Breve introducción al nuevo BMW M5. Motor V8 biturbo de 4,4 litros de cilindrada que sustituye al motor V10 atmosférico de 5 litros de la anterior generación. Parece un paso atrás, pero sólo parece, porque ahora es más potente, tiene más par y consume sensiblemente menos.

El actual BMW M5 tiene 560 CV (antes 507 CV) entre 6.000 y 7.000 rpm y un par motor de 680 Nm (antes 520 Nm) disponible desde las 1.500 y las 7.750 rpm. Acelera de 0 a 100 km/h en 4,4 segundos (antes 4,7 s) y consume 9,9 L/100 km (antes 14,8 L/100 km). Interesantes cifras, pero les gustará a los chicos de Autocar.

La respuesta es sí, y mucho. La potencia, el control, la precisión, el refinamiento… el M5 destaca en multitud de apartados. Es claramente mejor que su antecesor, habiendo campos en los que el progreso ha sido espectacular, como en la caja de cambios. Ahora es más rápida, más “inteligente” y tiene un funcionamiento más suave.

Sin embargo, sigue habiendo aspectos a mejorar. Uno de ellos es la sonoridad. Exteriormente no hay ningún problema, suena a coche con motor “gordo”, suena a potente y musculoso. Pero esas sensaciones no llegan al conductor de forma tan nítida y, a pesar de que no tiene una mala sonoridad, se esperaba algo más vivo e intimidante. El otro fallo digno de mención es el tacto de la dirección. Su precisión y equilibrio es muy bueno, pero falla algo en la transmisión de información al conductor.

Si quieres saber más, mira que vídeo completo de la prueba que tienes aquí debajo.

Fuente | Autocar


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 25 septiembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *