27 octubre 2010 Curiosidades

bentley_continental_flying_spur-1.jpg

Muy mal ha que estar, o muy valiente hay que ser para dejar un coche de la talla del Bentley Continental Flying Spur en manos de una estrella del rock como es Axl Rose, cantante de la afamada banda estadounidense Guns ‘n Roses ya que la cosa puede acabar muy mal.

Si esto es un hecho a suponer, de muy buen humor tuvo que pillar a la propia Bentley que fue la encargada de ofrecer un Continental Flying Spur totalmente nuevo a este cantante en calidad de leasing, algo que a priori podría funcionar pero que, una vez acabado el contrato ha dejado con la boca abierta a más de un directivo.

gyi0061850656-1288089780.jpg

Tanto es así que Bentley ha decidido demandar a Axl Rose por nada menos que 74.000 dólares, cantidad que desde la marca británica creen que es la más idónea ya que con ella pagarán los daños que presenta el modelo así como un exceso un tanto abultado del kilometraje pactado.

En cuanto a los daños, algo que seguro te preguntarás, el cantante estadounidense, una vez acabado el contrato de leasing, devolvió el modelo con ciertos problemas como es un parabrisas roto con varias fracturas importantes, llantas dañadas por golpes presuntamente de bordillazos o raspones, pilotos traseros rotos, paragolpes y puertas dañados…

Un compendio de percances que no ha querido comentar su autor y que acaba con un exceso de kilometraje de nada menso que 70.000 km, algo seguro difícil de digerir para los directivos de Bentley que seguro no están acostumbrados a este tipo de sucesos.

Vía | autoevolution


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 27 octubre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *