8 agosto 2017 Industria, Mecánica

Este es el pensamiento de BMW Group respecto a la movilidad del futuro

Cuando hablamos de movilidad sostenible, a la mayoría se nos vendrá a la cabeza los vehículos totalmente eléctricos del mañana, circulando de manera conjunta con otros vehículos que usen también energía limpia, como por ejemplo el hidrógeno. Pero desde BMW no se imaginan la movilidad sostenible usando únicamente este tipo de motores, ya que los diésel de tecnología avanzada también tendrá su espacio.

Sí, habéis leído bien, hemos pasado de adorarlos para en los últimos años criminalizarlos como el origen de todos los males, para que ahora venga nada más y nada menos que BMW Group diciendo que los motores diésel no están ni mucho menos muertos. Y no es que yo haya interpretado mal las palabras, esto lo dice concretamente Harald Krüger, presidente del Consejo de Administración de BMW Group: “Definitivamente, la movilidad del futuro dependerá también de los diésel de última tecnología, puesto que la protección medioambiental tiene varias dimensiones: una de ellas es la lucha contra el cambio climático”.

Desde BMW Group quieren dejar claro que los motores diésel modernos son tan limpios como los gasolina, y es que las emisiones de partículas de hidrocarburo y monóxido de carbono ya no tienen efectos negativos en el aire, algo que significa tres de los cuatro principales problemas de los diésel. Por esto, Krüger pide que se deje de provocar incertidumbre en los conductores en cuanto al futuro de los motores diésel.

Este es el pensamiento de BMW Group respecto a la movilidad del futuro

Además y como iniciativa propia, BMW dará, desde hoy y hasta el 31 de diciembre de 2017 a los propietarios de un diésel que cumpla el estándar Euro4 o inferior, un bono de hasta 2.000€ para comprarse un BMW o MINI nuevo, aplicable en el BMW i3, híbridos enchufables o vehículos con estándar Euro 6. Destacar que este bono, que ya está disponible en la red de concesionarios BMW, es totalmente compatible con el Plan MOVEA.

Pero lógicamente la implementación de motores eléctricos será algo inevitable, aunque desde BMW aseguran que según el tipo de conducción habrá tres tipos de motorizaciones:  con combustible de alta eficiencia, híbrido enchufable o completamente eléctrico. Es precisamente en estos dos últimos en los que tienen depositadas muchas esperanzas, poniéndose como objetivo superar las 100.000 unidades vendidas en un solo año, gracias a los nueve modelos electrificados que comprenden la gama del grupo.

Será precisamente el próximo año cuando la gama de eléctricos de BMW añada un nuevo miembro, se trata del BMW i8 Roadster. Un tiempo después, en el 2019, será cuando la planta que la compañía tiene en Oxford comience a producir MINI con batería, mientras que en el 2020 será el turno del BMW X3. Pero será en el 2021 cuando veamos al que será el mayor exponente de la gama de eléctricos de BMW Group, se trata del BMW iNEXT, que se fabricará en la planta de Dingolfing.

 


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *