11 junio 2009 Berlinas, Cabrios, Compactos, Coupés, Curiosidades, Industria, Seguridad

Renault_Laguna_II

La noticia saltaba ayer cuando la Administración General de Supervisión de Calidad, Inspección y Cuarentena de China, informaba a través de su página web que suspendía las importaciones de varios modelos de Renault por no cumplir los patrones obligatorios y regulaciones técnicas relevantes de China y considerarlos como graves riesgos para la seguridad.

Los modelos en cuestión que fueron vetados por las aduanas chinas son el Mégane II, Laguna II, Scenic y Mégane Coupé-Cabriolet. Estos vehículos son fabricados en fábricas orientales pero bajo los estándares de calidad europeos, por lo que la noticia ha sorprendido a Renault, puesto que la seguridad de sus vehículos ha sido contrastada por estudios, como los test EuroNCAP.

La noticia es muy curiosa puesto que la seguridad de los vehículos chinos no es su principal baza, siendo en general vehículos inseguros y a años luz de los fabricados en Europa, en materia de seguridad. Recordemos que varios modelos chinos se intentaron vender en Europa, caso del Brilliance BS4 o el Landwind X6 y los crash-test fueron impresionantes, en algunos casos como el todoterreno la columna de dirección golpeaba la cabeza del dummy de forma brutal en caso de accidente frontal.

Por tanto la medida tomada por las autoridades chinas es una medida política en toda regla. Puesto que, siendo mal pensado, igual a esto es a lo que se referían las autoridades chinas cuando condenaron el homenaje al Dalai Lama que se hizo en París, y que según el gobierno chino traería consecuencias. Además Renault no tiene un gran mercado en China, ya que vende unos 900 vehículos anuales.

Vía | Reuters


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 11 junio 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *