4 junio 2016 Curiosidades, Normativa

paris
En los últimos meses se viene diciendo que muchas de las grandes ciudades europeas tienen la urgencia de reducir considerablemente la contaminación ambiental, sobre todo de las zonas centro. Una de las más involucradas es la capital francesa, París. Recientemente ha puesto una seria medida que entrará en vigor el próximo 1 de julio y afectará a un alto porcentaje de los parisinos y habitantes de los alrededores.

Los habitantes de París y las personas que circulan por ella con sus automóviles tendrán un auténtico problema si su vehículo es anterior a 1997. El alcalde de la capital, el Grupo de Autoridades de Transporte (GART) y el Ministro de Medio Ambiente han aprobado hoy una ley que prohíbe circular a coches anteriores a 1997, sean de gasolina o diésel, los días de diario por la zona centro de la ciudad.

La reforma no sólo afecta a los turismos

Esta nueva ley anticontaminación también influye a los vehículos de dos ruedas motorizados, es decir, a las motos. Todas aquellas motocicletas anteriores al 1 de junio de 1999 tampoco podrán recorrer las calles del interior de Paris.

A todo esto hay que sumar el plan que entró en vigor el 1 de julio del pasado 2015 que prohibía el acceso al centro de la localidad a vehículos pesados anteriores al 1 de octubre de 2001.
Esta medida afectará a un alto porcentaje de vehículos del parque automovilístico actual de París, concretamente afectará a un 10 %. A este dato habría que sumar el número de coches no registrados en la capital que circulan habitualmente por sus calles.

Contaminacion-Madrid_1

Control y sanciones

En 2017 la multa será de 68 euros para turismos y 135 para vehículos pesadosPara controlar de forma sencilla que ningún vehículo “se cuele” sin tener acceso a las zonas limitadas, las autoridades proporcionarán unas pegatinas, que deberán colocarse en la zona del parabrisas obligatoriamente desde el 1 de octubre, e identificarán en qué clase de contaminación está clasificado cada vehículo.

Las sanciones que las autoridades pondrán a todos aquellos que incumplan esta normativa no serán muy agresivas, pero sólo al principio. El importe inicial será de 35 euros, pero a principios de 2017 ascenderá hasta los 68 euros para los turismos y 135 para los vehículos pesados.

¿Qué pasaría en España con una ley similar?

No nos gustaría que en las principales ciudades españolas tomasen ejemplo de la capital francesa, aunque en Madrid ya se plantean algunas medidas serias que dejarían en anecdótica la limitación de la velocidad a 70 km/h en determinadas vías dependiendo de la contaminación de ese día. Decimos que no nos gustaría una limitación así porque un alto número de coches se quedaría sin poder circular, no porque no queramos reducir la alta contaminación ambiental.

Nuestro parque automovilístico actual es de 11,6 años de media, mientras que en Francia este dato ni siquiera llega a 9 años. Por tanto, dejaría un altísimo porcentaje de turismos fuera de las zonas centro de las ciudades que aprobaran una ley similar a la parisina.

Vía | Le Monde


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *