30 noviembre 2010 Escuderías

ferrari-finali-mondiali.jpg

Fernando Alonso, Felipe Massa, Luca di Montezemolo, los pilotos probadores del cavallino y el presidente del Banco de Santander, Emilio Botín, fueron los protagonistas en la pista de Cheste, al cerrarse las Finales Mundiales de Ferrari.

Ambos pilotos de Ferrari hicieron una bonita exhibición con coches clásicos de competición. A Fernando le tocó un Ferrari de 1954, mientras que Massa condujo un biplaza de los años 60. Montezemolo y Emilio Botín también abordaron un descapotable clásico de la marca, mientras que “clientes preferentes” de la marca cerraban filas tras el presidente ferrarista.

La parte entretenida llegó cuando tanto a Alonso como a Massa se les calentó un poco la sangre y teniendo como tenían la pista para ellos solos, no dudaron en acelerar a los clásicos. Massa y Alonso también dieron un paseo por la recta de llegada, acompañados por los pilotos probadores, Fisichella, Marc Gené y Luca Badoer, saludando a los miles de aficionados que se dieron cita en las gradas del trazado valenciano.

Y llegaba el momento de que ambos pilotos se subieran a los monoplazas de Fórmula 1 usados este año, brindando varios adelantamientos ante la afición e incluso pasaron por los pits para hacer cambios de ruedas. Creo que nadie a quien le guste la Fórmula 1, o que por lo menos sea fanático de la marca Ferrari, se ha retirado descontento de la pista valenciana.

Vía | Europa Press


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 30 noviembre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *