14 febrero 2012 Escuderías, Fórmula 1, Pilotos

Si recordáis los meses anteriores a la hecatombe de pilotos de Toro Rosso, a fines del año pasado, y que dejó como saldo a Sebastien Buemi y a Jaime Alguersuari afuera del equipo de Faenza, veréis que había una cierta competencia entre los mismo pilotos del equipo por “agradar” a Dietrich Mateschitz en cuanto a una futura continuidad dentro de Red-Bull.

Por desgracia, ni el español ni el suizo cumplieron el sueño de pasar a Red-Bull, a pesar de que el que mejor la tenía era Alguersuari (vaya cosas de la vida: Buemi correrá en Le Mans y Alguersuari ha quedado de a pié). Ahora la competencia por llegar a Red-Bull ha comenzado entre los dos nuevos pilotos: David Ricciardo y Jean-Eric Vergne.

Y es que Dietrich Mateschitz no ha tenido mejor idea que “arengar” a los jóvenes pilotos, diciéndoles que uno de los dos va a reemplazar a Mark Webber cuando el australiano finalice a fines de este año su contrato con Red-Bull. Por ello, ambos recién llegados han comenzado una competencia feroz entre ellos, apenas comenzadas las primeras pruebas en Jerez.

Mientras ambos comentan que se centran solamente en el trabajo que tienen que hacer sobre el coche, sin pensar en otra cosa, los tiempos de vuelta indican que entre los dos pilotos no ha habido más de una centésima de segundo de diferencia en los cuatro días, siendo de momento Ricciardo el que ha salido triunfante.

Si esto sirve para que Toro Rosso mejore su actuación en el mundial, bienvenido. Pero es una manera no muy ortodoxa de agregar una considerable presión a dos pilotos que no tienen demasiada experiencia en Fórmula 1. Aunque ya nos hemos dado cuenta de que tanto Mateschitz como Helmut Marko se han convertido en unos insaciables de triunfos a toda costa. Aún a costa de hostigar a un piloto de su “escudería escuela” por no dejar pasar a Vettel.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 febrero 2012
  2. Force India: la escudería que estará en la mira de muchos 15 febrero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *