28 octubre 2012 Fórmula 1

Solo en las últimas carreras Red-Bull parece haber retomado la senda de los triunfos incontestables, por lo que hacía algún tiempo que no usábamos el calificativo de “imparable” para hablar de Vettel. Sin embargo, y aunque Alonso también ha obtenido una buena posición de llegada, el alemán marcha más que resuelto a ser campeón de Fórmula 1 con el triunfo logrado hoy en la India.

Con las pocas carreras que quedan, Red-Bull está demostrando que sigue siendo una máquina perfectamente lubricada para ganar carreras y que Ferrari todavía está siempre un paso atrás de su adversario. Y si Vettel no ha ganado con más diferencia o hecho el 1-2, es por la maestría de Alonso que ha logrado completar el segundo lugar en el podium, una posición casi obligada; claro que lo ideal hubiera sido que terminase por delante de Vettel.

Mark Webber fue el tercero, después de resistir durante un rato los avances de Alonso y de sufrir problemas intermitentes con el KERS. El adelantamiento del Ferrari llevó a pensar que era posible una hazaña, pero eran nada menos que 11 segundos de diferencia; poco menos que imposible.

En el resto de las posiciones, Lewis Hamilton y Jenson Button colocaron los McLaren en cuarto y quinto puestos, casi intrascendentes para lo que está en juego en estas últimas carreras. Felipe Massa, completó otra buena carrera, haciendo lo posible en el sexto puesto, mientras que Kimi Raikkonen ha llegado en séptimo, con un Lotus que no responde a ninguna mejora que el equipo tenga en mente para cada carrera. Hulkenberg, Grosjean y Bruno Senna completan los puestos que dieron puntos.

En una semana más, en el GP de Abu Dhabi, sabremos si Vettel puede coronarse campeón o si Fernando Alonso está dispuesto a luchar con uñas y dientes hasta el final.

Vía | Recta de Meta


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 28 octubre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *