25 mayo 2008 Fórmula 1

Hamilton sale vencedor del caos de Mónaco

Se confirmaron las predicciones que auguraban lluvia para la carrera del domingo, aunque eso sí, la meteorología se mostró bastante impredecible durante su desarrollo. El ganador entre el caos que supuso la carrera fue Lewis Hamilton, que no obstante, tampoco se libró de tener un incidente en carrera. A su estela entró Robert Kubica y tercero fue Felipe Massa. Kimi Raikkonen, al que no se le vio cómodo en ningún momento, acabó en una penosa novena posición y Fernando Alonso entró a continuación, no sin haber tenido pocos problemas durante la carrera.

Antes de que comenzara el gran premio ya estaba chispeando. Vistas las circunstancias, la mayoría de equipos optaron por neumáticos intermedios, lo que finalmente fue la mejor opción. Nelsinho Piquet partía con los extremos de lluvia. Una apuesta arriesgada, pero que podía tener sus ventajas si el agua seguía presente en el trazado, cosa que finalmente no pasó para su desgracia, y la de Alonso.

En la salida Hamilton se le colaba a Raikkonen para ponerse detrás de Massa. Kubica conservaba su cuarta posición y Webber ascendía hasta la quinta aprovechándose que a Kovalainen se le calaba el coche en la vuelta de formación y tenía que salir de boxes. Alonso también sacaba provecho de ello y además daba rienda de Rosberg. Se colocaba sexto en los primeros compases de la carrera. En cuanto pudo sobrepasó a Webber y se puso quinto.

No había muchas novedades hasta que Hamilton tocaba un guardarraíl que dejaba su neumático trasero izquierdo seriamente dañado, obligándole a entrar en boxes. Al salir a pista de nuevo se veía relegado hasta la cuarto posición, un mal menor para ñel. A Alonso le pasaba algo parecido, teniendo que parar antes de tiempo y reincorporándose en séptima posición. Eso sí, con la novedad del cambio de los neumáticos intermedios por los de lluvia extrema. Un cambio que no resultó demasiado afortunado.

Massa rodaba cómodamente en primera posición con Kubica a bastante distancia de él y Raikkonen en tercera posición, pero descolgándose poco de los pilotos de cabeza. Hamilton iba a lo suyo y acercándose al finlandés. Por su parte, Alonso se pegaba a un Heidfeld que tenía serios problemas para mantenerse en pista. El alemán actuaba como un auténtico tapón y el español tenía que adelantarle para no ver comprometidas sus opciones. Lo intentó en una de las numerosas curvas reviradas de Montecarlo, concretamente Loews, con la mala suerte de que Heidfeld no le vio, se tocaron y éste pasó por encima de su alerón delantero. Maniobra arriesgada la del español que intentó el adelantamiento en un lugar muy comprometido. Nueva entrada a boxes y sus opciones hechas añicos. Volvió a salir con gomas de lluvia extrema y esto supuso su sentencia. La lluvia cesaba y la pista empezaba a secarse.

Por delante pocos cambios. Con las entradas en boxes de Massa y Kubica, Hamilton se colocaba líder y tenía serias posibilidades de llevarse el gato al agua, nunca mejor dicho. El británico empezaba a volar e iba incrementando su diferencia con sus perseguidores.

Llegaba la obligatoria parada del inglés, pero seguía conservando el liderato. Tenía la victoria en el bolsillo. Ya no era Massa el segundo, sino Kubica, que había conseguido adelantar al brasileño en boxes. Por detrás Sutil se colocaba en una increíble cuarta posición. Rosberg, que después de sus incidentes al comienzo de la prueba estaba recuperando posiciones, tenía un accidente que obligaba al Safety Car a salir y a reagrupar a los monoplazas. Raikkonen ascendía a la quinta posición. Quedaban quince vueltas para la conclusión de la carrera, aunque todavía habría tiempo para sorpresas.

En la reanudación de la carrera, en un extraño incidente, el vigente campeón del mundo embestía por detrás a Sutil, arruinando la espectacular actuación que estaba realizando el piloto de Force India. Una pena el abandono del joven alemán, que estaba confirmando que es uno de los mejores pilotos con el trazado mojado. Raikkonen tenía que entrar a boxes y perdía sus opciones de puntuar.

De ahí hasta el final no hubo cambios en cabeza. Hamilton ganó, con Kubica segundo y Massa tercero. El subcampeón mundial pasa a liderar el campeonato con 38 puntos, por los 35 de Raikkonen, 34 de Massa y 32 de Kubica. Entre estos cuatro pilotos se decidirá el mundial.

Alonso volvía a quedarse sin puntuar, aunque a su favor hay que decir que lo intentó todo y arriesgó todo lo que pudo y más.

Foto | As


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Hamilton vencedor en el caos de Mónaco — Algo más que deporte 25 mayo 2008

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *