7 mayo 2012 Escuderías

Mal momento para Lotus Cars y todo su entramado de motores para competición de las diferentes categorías mundiales en donde la marca británica tiene acuerdos de distribución. No hace mucho les comentábamos acerca de la decisión del fabricante británico de abastecer de motores a solo dos equipos, luego de que se habían comprometido desde inicios de año con cuatro equipos de IndyCar, pero ahora la oferta se reduciría a uno solo.

Después de llegar a un acuerdo con Lotus DRR y Team Barracuda-BHA, ahora es Dragon Racing las que lleva las de perder. Jay Penske es el jefe de equipo de Dragon Racing quien ha dado declaraciones y ha hecho comentarios sobre una demanda interpuesta ante Lotus Cars por fraude contractual.

Evidentemente, Lotus tiene muchos problemas para cumplir con la fabricación de motores y por lo que se deduce de las características de este llamado a los juzgados para los británicos, se habrían quedado cortos con los motores que deberían entregar a Dragon Racing, o bien estos no se entregan a tiempo. Para hacer las cosas peores, Jay Penske es uno de los hijos de Roger Penske, uno de los “personajes ilustres” de la Indycar norteamericana, con un poder muy grande dentro de la categoría.

Si las amenazas de Jay Penske se cumplen, solamente quedaría en pié un equipo con motores Lotus, el solitario HMV Racing, que cuenta entre sus filas con la piloto Simona di Silvestro. Para la Indy 500 se rumorea una entrada de Jean Alessi con otro equipo con motores Lotus, aunque esta intervención sería exclusivamente para las 500 millas.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 7 mayo 2012
  2. 500 Millas de Indianapolis: Lotus podría ser autorizado a competir con más potencia que el resto 18 mayo 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *