22 octubre 2012 Crónicas, Nascar

Matt Kenseth ha conseguido dejar atrás el récord de las 14 banderas amarillas que ha tenido la carrera y ha ganado en Kansas, en una carrera por demás difícil que contaba con el atractivo del nuevo asfalto y cambios en los peraltes de la pista.

Kenseth ha cumplido con una perfecta estrategia en las últimas vueltas, pero además ha tenido algo de suerte, ya que gracias al rozón contra el muro de su coche (tratando de esquivar el trompo de Aric Almirola), la parada adicional le dio combustible y neumáticos en mejores condiciones y que le sirvieron para mantenerse en pista por una bandera amarilla más que sus rivales, casi sobre el final.

Los candidatos de la Chase no pudieron hacer mucho para lograr un mejor resultado que pueda volcar los puntos a favor de uno u otro; Jimmie Johnson lideró por 44 vueltas, antes de perder el control en la vuelta 137. Johnson ha logrado recobrarse y ha finalizado noveno, detrás de Brad Keselowski quien ayer no ha sido el mas fuerte, pero que todavía lidera la Chase por 7 puntos.

Denny Hamlin ha terminado en un pálido puesto 13°, habiendo perdido una vuelta justamente antes de la bandera amarilla que mandó a Kenseth contra el muro. Casey Kahne y Clint Bowyer finalmente fueron los que más ganaron en la Chase, con el cuarto y sexto puestos al caer la bandera.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Sprint Cup: Resumen de la temporada 2012 (II) 27 diciembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *