4 diciembre 2012 Pilotos

Nasser Al-Attiyah no descansa y entre la finalización del WRC y la llegada del Dakar ha tenido tiempo para ser fiel a la cita que un año tras otro le proclama como campeón del FIA Middle East Championship. El catarí ya ha ganado este título en ocho ocasiones demostrando que en aquellas latitudes no tiene rival que pueda hacerle frente.

La prueba que cerraba este campeonato se celebraba en Dubai y Al-Attiyah solo necesitaba ser quinto para apuntarse el título. Aún así, el catarí dominó con su Ford Fiesta RRC y se apuntó el triunfo en esta prueba por sexta vez y con más tres minutos de ventaja sobre Abdullah Al-Qassimi que también fue segundo en la general del campeonato:

Siempre es bueno ganar en Dubái y conseguir un nuevo Campeonato de Oriente Medio. Siempre me gusta correr aquí y es una gran manera de finalizar la temporada

declaraba Al-Attiyah que sufrió una pequeña penalización debido a un sistema novedoso que se probaba en Dubai y que mide si los pilotos se desvían en más de 10 metros de la ruta marcada.

Al-Attiyah no tendrá demasiado tiempo para saborear el triunfo ya que en breve tendrá que ultimar los preparativos para viajar al Dakar 2013 en el que estrena proyecto con Carlos Sainz como compañero de equipo. También sin descanso, y una vez que regrese del raid se reincorporará al WRC donde correrá 7 pruebas con M-Sport.

Vía | WRC


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. El equipo Citroën se presenta en Abu Dhabi 6 diciembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *