25 marzo 2013 ERC

kubica

En Canarias asistimos al “nacimiento” de un nueva estrella, bautizada con el nombre de Robert Kubica. El piloto polaco demostraba que su única intención pasa por triunfar en el mundo de los rallyes, un tipo de certamen al que se ha adaptado con una facilidad pasmosa, quedándonos cortos si decimos que el ex piloto de la Fórmula 1 está entre los diez mejores pilotos en activo sobre asfalto.

Solo la mala fortuna y un ansia propia de un debutante impedían a Kubica conseguir su primera victoria en el europeo de rallyes. Sin embargo, esta cualidad se va adquiriendo con el paso de los kilómetros y aquí, en el Rally Islas Canarias, Robert ha aprendido la primera lección, nunca te confíes en el mundo de los rallyes.

Robert Kubica: Tuvimos un pequeño problema en una curva previa y tratando de controlar el coche, lo anterior se convirtió en un gran problema porque el tramo en esa zona era muy estrecho. Nuestro ritmo no era de un ataque masivo, simplemente calculé mal la forma en la que teníamos que afrontar la bajada. No es una excusa, pero a altas velocidades nos faltaba algo de agarre trasero. Debería haber tenido eso en cuenta. Por desgracia, no lo hice y el resto de la historia ya se conoce.

Esto hace que uno esté un poco mal de moral, pero seguro que nos servirá para ganar experiencia. No debería habernos ocurrido, pero puede suceder; así son los rallyes. Se cometen pequeños errores, pero por desgracia puede llegar a costar mucho. Si esto hubiera ocurrido en una zona más amplia nada hubiera pasado. Una cosa es segura: es una lección difícil, pero es una lección que espero que me sirva de experiencia para el futuro.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *