26 octubre 2010 Fórmula 1, Pilotos

gp-de-corea.jpg

Como hemos visto a través de la televisión, la carrera de Corea finalizó con bastante poca luz, resultado de las demoras que la lluvia había provocado en sus inicios. A algunos pilotos no les cayó nada bien finalizar la carrera casi de noche y uno de ellos fue Rubens Barrichello que piensa que se debió haber parado la carrera con bandera roja.

El piloto brasileño dice que las últimas cinco o seis vueltas casi no podía ver la pista y que fue una locura no haber detenido la carrera unas vueltas antes del final. A pesar de que la pista parecía no drenar muy bien la gran cantidad de agua de lluvia, cuando dejó de llover el aquaplaning no era el problema, sino que era la visibilidad.

Algunos pilotos se mostraron conformes con las condiciones en que la carrera finalizó, aunque no veían casi nada y se cegaban con el brillo de las luces del volante del monoplaza, como el caso de Vitantonio Liuzzi. Sin embargo, el piloto italiano se conformó con apenas poder ver el trazado de la pista para llegar.

En fin, que los problemas de horarios y de carreras finalizando casi en la noche no serán nada nuevos para la Fórmula 1, mientras la FIA no programe los horarios de las carreras de acuerdo a la época del año y al lugar en que se celebren.

Vía | Autosport


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 26 octubre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *