25 febrero 2012 Crónicas, ERC

La vida sigue igual en los dos primeros tramos de la mañana del sábado en Açores, donde todo hace indicar que Andreas Mikkelsen logrará la primera victoria de la temporada, más aún después de aumentar la renta que lo separa de Juho Hänninen hasta los 23 segundos.

Bryan Bouffier sigue con su cometido de no cometer errores y tiene cada vez más cerca concluir la prueba en tercer lugar, un buen resultado si tenemos en cuenta que la especialidad del francés es el asfalto, sin embargo las diferencias respecto a los chicos de Skoda son preocupantes.

El día iba arrancar con una primera pasada al tramo de Graminhais, donde Andreas Mikkelsen volvía a marcar el mejor crono. Por detrás se situaba Juho Hänninen a solo 1,7 segundos, incapaz de reducir la distancia respecto al piloto noruego.

Por detrás Wiegand volvía a recuperar la cuarta plaza perdida ayer respecto a Hermman Gassner, alimentando nuevamente una de las únicas luchas pendientes para el día hoy. Ricardo Moura al igual que Bryan Bouffier, se limitaba a terminar la especial sin cometer errores, asegurando la sexta plaza.

En el TC-11 nada iba a cambiar, nuevo scratch de Andreas, que rodaba 5,2 segundos más rápido que Juho Hänninen, cesando en sus intentos de alcanzar a su compañero de marcas. Bouffier era tercero y Wiegand aumentaba a 9 segundos si distancia respecto a Gassner Jr.

Aún quedan por disputar tres especiales para concluir el rallye, una de ellas es la superespecial de Grupo Marques, así como dos nuevas pasadas a los tramos de la mañana.

Vía | SataRallyeAçores

Imagen | IRC-Series


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 25 febrero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *