11 agosto 2017 Curiosidades

conduccion-eficiente-verano
Supongo que te vamos a parecer pesados con el tema de la seguridad en carretera durante tus vacaciones, pero es que queremos que disfrutes al máximo sin tener ningún problema mientras llegas a tu destino. Y es importante, porque hay informes que dicen que muchos conductores no cumplen las recomendaciones de seguridad a la hora de viajar durante las vacaciones. Y eso es algo que no nos gusta, porque hace que incremente el riesgo de sufrir un accidente que estropee ese momento tan del año tan esperado.

Lo principal para llegar cómodamente y con seguridad al destino vacacional es viajar descansado. La mayoría de accidentes se producen por cansancio y por no descansar lo suficiente antes de iniciar el viaje. Vale, es posible que los nervios antes de comenzar este nos impida dormir bien, pero esto hay que compensarlo parando cada dos horas, para descansar, relajarse y volver a coger el volante con ganas.

Conducir-con-calor

Según un informe del Observatorio Español de Conductores, la cifra de personas que no paran los tiempos recomendados es del 55% y un 20% de los conductores no para en ningún momento durante un viaje largo, de más de 500 kilómetros. Además, las vacaciones estivales son periodos de intenso calor y durante los trayectos solemos encontrarnos con momentos en que la temperatura sube mucho. Esto puede provocar una deshidratación bastante importante, que puede conllevar muchos problemas a la hora de conducir.

La hidratación es fundamental y la falta de agua puede hacer que perdamos hasta un 50% del nivel de atención, pero además, tiene otras consecuencias. La falta de glucosa puede ayudar a incrementar la incomodidad del conductor y esto puede provocar un incremento de la agresividad del 66% y según los datos recogidos, provoca un 33% más salidas de la vía. La falta de hidratación puede provocar comportamientos al volante que pongan en riesgo al conductor, así que es importante evitarla.

ue-medidas-seguridad-2

Como sabemos que no podemos consumir alcohol, una buena alternativa es beber agua fresca, que no helada. Con esto se recupera la hidratación necesaria para mantener la concentración. Otra opción, y es la que recomienda el RACE en unión con la Asociación de Bebidas Refrescantes (ANFABRA), es consumir un refresco, porque el azúcar ayuda también a recuperar la atención al volante.

Es importante evitar las horas de mayor calor, viajando siempre en los momentos más frescos, algo que ayudará a evitar la deshidratación, aunque sabemos que en verano es muy difícil que se pueda conseguir esto. De todas maneras, con una buena hidratación, descansando cada poco y respetando las normas básicas de tráfico, se puede conseguir que un viaje largo y pesado se convierta en un buen trayecto hasta el lugar que hemos elegido para disfrutar de las vacaciones.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *