24 diciembre 2011 Berlinas, Industria

Ayer viernes salió el último Dodge Caliber de la línea de montaje, dando por terminada la producción de un modelo que podríamos decir que pasó con no mucha gloria y algo de pena, por la historia de Chrysler.

El Caliber se creó para reemplazar al Dodge Neon en Norteamérica, aunque nunca recibió buenas críticas en los mercados en que se ha vendido, con un éxito modesto dentro de EEUU y casi nulo en Europa; con decir que Chrysler ha vendido 43 vehículos del Caliber en España en todo este año, no es hacerle un favor al modelo, precisamente.

Las críticas se han centrado en el motor y en la transmisión. Y con justa razón: el año pasado he tenido la oportunidad de conducir un Caliber muy brevemente, durante poco más de media hora, y el motor se quedaba corto, como si no tuviera la potencia suficiente para moverlo. Una sensación que la transmisión CVT no ayudaba a disipar.

El Caliber será reemplazado por el nuevo Dodge Dart, del cual ya hablamos. Esta vez un modelo italianizado del cual Chrysler espera mucho. No por nada, una de las prioridades de Marchionne cuando llegó a Chrysler, era el reemplazo del Caliber.

Vía | Inauto News


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 24 diciembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *