13 octubre 2017 Tecnología

audi-virtual-cockpit-a8.jpg

No es raro a día de hoy ver como en los coches más modernos desaparece el clásico cuadro de mandos analógico y lo sustituye un sistema informático que te proporciona toda la información digitalmente. Pues bien, hoy en Highmotor, hemos hecho una retrospección al pasado, con la intención de mostraros que, el famoso Virtual Cockpit (o cuadro digital), es más antiguo de lo que pensamos.

Debemos remontarnos a mediados de los años 80, donde el coche vivía su época de oro y se fabricaban vehículos que su duración en el tiempo fuese difícil de medir. Se crearon mitos como el BMW Serie 3 E30, Mercedes-Benz 190 o los famosos GTi. Pero los ingenieros de la época no solo crearon coches que se convertirían en leyendas, sino que también trabajaron lo que sería el futuro.

Uno de los primeros casos de Virtual Cockpit fue el del Renault TXE Electronic, una edición limitada del R11 que no se vendió en España, pero que contaba con un cuadro de mandos propio de una nave espacial. La acogida que tuvo fue espectacular, ya que era algo innovador y nunca visto antes en un vehículo de producción. Este vehículo de los 80 supuso una revolución tecnológica, pero no fue el único que se sumó a esta intrépida innovación.

renault-11-txe.jpg

La información que te proporcionaba el cuadro de mandos del R11 no era tan completa como la de hoy en día, pero si que era útil, ya que indicaba temperaturas, nivel de aceite, gasolina, revoluciones, velocidad y cualquier tipo de avería que pudiera tener el Renault 11.

Otra marca de la que también debemos hablar es, sin duda alguna, de Citroën, ya que siempre ha sido muy innovadora en cuanto a la tecnología. Concretamente vamos a hablar del Citroën BX, una berlina del segmento D que vio la luz a principios de los 80 y la cual estuvo de cumpleaños hace unas semanas. Pero, si indagamos un poco más, descubriremos que existió una edición especial del BX, denominada Digit. Fue limitada a 3000 unidades y se vendió en 1985, solamente en Francia y en algún otro país europeo.

Su principal peculiaridad fue que contaba con una instrumentación digital que, al igual que la del R11, fue una revolución en aquel momento. Su cuadro de mandos proporcionaba información sobre las revoluciones y velocidad a la que circulábamos, diferentes niveles de los líquidos del motor y una indicación gráfica para mostrar si alguna de las puertas estaba abierta.

bx-digit.-02.jpg

El BX Digit contaba con una instrumentación que en la época recordaba al coche fantástico. Fueron revoluciones tal vez adelantadas a su tiempo, pero que dieron lugar a la base para llegar a desarrollar la tecnología que a día de hoy conocemos y podemos utilizar. Pero los franceses no fueron los únicos que quisieron ser vanguardistas.

Y en último lugar pero no menos importante, debemos dar cabida en esta historia del mundo del motor a los japoneses. Este país asiático siempre se ha caracterizado por llevar la delantera en lo que respecta a la tecnología y en este aspecto no iban a ser menos. Debemos hacer una especial mención a uno de los últimos Virtual Cockpit que podemos considerar prácticamente clásico, el del Honda S2000.

Este vehículo no solo se caracteriza por ser uno de los más deseados entre los amantes del mundo del motor, sino también por incorporar un cuadro de mandos digital. Es cierto que su instrumentación no buscaba ser tan llamativa como las de los vehículos anteriormente mencionados, pero eso es debido al motivo de la concepción de este deportivo.

El Honda S2000 fue creado para divertirse en la carretera y cuenta con un habitáculo íntegramente dirigido al conductor y, por lo tanto, el cuadro de mandos también. Este contaba con la información básica y necesaria, nada más. También contaba con otras innovaciones como el arranque por botón, algo poco visto a principios del siglo XXI.

2009 Honda S2000 CR

Con esto podemos confirmar que muchas de las ideas que conocemos hoy en día han estado rondando por la cabeza de los mejores ingenieros desde hace años pero, ya sea por miedo al fracaso o porque fuesen a estar adelantados a su tiempo, no las hemos conocido hasta ahora. Seguramente muchas otras novedades hayan estado presentes en vehículos en los que sería impensable por la época de producción y, por suerte o por desgracia, muchas de estas hayan terminado en el olvido.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *