17 junio 2012 Urbanos

El pequeño compacto del óvalo azul está a pocos meses de recibir un necesario rejuvenecimiento. Si bien Ford de momento juega al escondite usando mulas de prueba bastante camufladas, la revista británica Autocar ya ha publicado una lista de los principales cambios que podemos esperar. Y Ford se va a asegurar que el Fiesta siga entre los primeros de los más vendidos con esas actualizaciones.

El bloque 1.0 EcoBoost tricilíndrico, que ya se ha convertido en el Mejor Motor del Año 2012, hará su aparición en este modelo tras cosechar éxitos en el Focus. Logrará alcanzar unas emisiones de CO2 inferiores a 120 gramos por kilómetro, ahorrando impuestos a sus propietarios. Y a pesar de su pequeño tamaño, no le faltará el brío necesario para mover ágilmente al Fiesta por entornos urbanos.

Este motor, como anunció Ford hace varios meses, llegará a continuación, prácticamente juntos, al B-Max, el nuevo monovolumen compacto basado en la misma plataforma. Junto a él, en la gama del nuevo Fiesta se encontrarán un 1.5 TDCi de unos 75 CV de potencia y el 1.6 TDCi de 95. El primero sustituirá al actual 1.4 TDCi de 69 caballos, ya que ofrece más potencia y arroja consumos y emisiones contaminantes menores.

Lo que sí se conocía por las fotos espía es el nuevo frontal que adoptará el Fiesta. Será muy similar al de la versión deportiva ST, con una calandra mayor y faros más afilados que incorporarán una tira de LEDs. Su presentación se espera que tenga lugar en el próximo Salón de París y su comercialización empezará en Diciembre.

Vía | Autocar


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 junio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *