14 diciembre 2011 Compactos, Fotos, Pruebas


En la primera parte comentamos las impresiones que el motor y el bastidor nos dejaron. Las sensaciones fueren siempre positivas. El Focus III con el motor EcoBoost de 180 CV es un vehículo potente, rápido, ágil y confortable. Ninguna objeción.

En la segunda parte se hizo un repaso al interior, donde encontramos materiales correctos y buenos ajustes. Una consola con muchas teclas, pero todas ellas bien ordenadas y etiquetadas. No nos gustó tanto su habitabilidad trasera, algo escasa teniendo en cuenta el tamaño del coche.

En esta tercera y última parte nos centraremos en el equipamiento, los precios y daremos una valoración global.

Equipamiento


El Ford Focus es un coche que siempre se ha ofrecido con un buen equipamiento de serie. En esta generación la tradición se mantiene. Existen tres niveles de equipamiento, llamados Urban, Trend y Titanium (de menos a más nivel). En el Urban se incluye de serie el aire acondicionado, el ESP y los airbags de cortina. Lo malo de este acabado es que impide acceder a la mayoría del equipamiento opcional, por lo que si no te encuentras muy apurado económicamente es mejor optar por el Trend. Hay que pagar 5.860 € y en él se incluye, entre otras muchas cosas, una radio CD con MP3 y entrada USB, sistema Auto-Start-Stop y volante forrado en cuero. Por encima de todos ellos se encuentra el Titanium, 1.250 € más sobre el precio del Trend, cuyos elementos más destacables son el sensor trasero de aparcamiento, el arranque por botón o el detector de presión de neumáticos.

La unidad de pruebas correspondía con el acabado más alto, el Titanium, ya que éste es el único disponible con el motor de 180 CV. Incorporaba además una serie de equipos opcionales que pueden resultar muy interesantes para determinadas personas.


Por ejemplo, el control de velocidad adaptativo. Se trata de un control de velocidad convencional, pero capaz de mantener una distancia constante con el vehículo precedente. Si éste frena, el sistema frena automáticamente. Si el coche de delante acelera o se desvía, el sistema acelerará hasta alcanzar la velocidad de consigna. Es cierto que en ocasiones es demasiado precavido y frena con prontitud, pero es extraordinariamente cómodo, mucho más que el control de velocidad tradicional. Por 900 € creo que merece la pena, ya que además incluye el sensor de presión de neumáticos.

También es bastante útil el detector de objetos en ángulos muertos. Mediante un punto naranja en el extremo de cada uno de los retrovisores, indica cuando un vehículo se sitúa en los ángulos muertos de éstos. Funciona bien y puede evitar disgustos, especialmente con motoristas, pero no se puede instalar de forma aislada, sino que hay que comprar el Paquete Tech, que cuesta 1.150 €. Este paquete incluye funcionalidades como avisador de cambio involuntario de carril, City Safe Mode, asistencia de mantenimiento en carril, sistema de reconocimiento de señales de tráfico, control automático de luces largas, monitor de conducción segura y retrovisores exteriores térmicos y pleglables electrónicamente. La mayoría de estos sistemas, como el control automático de luces largas o el avisador de cambio involuntario de carril son apreciados y realizan su cometido impecablemente, pero creo que son prescindibles.


La unidad de pruebas también incluía el asistente de aparcamiento activo (Paquete Parking, 550 €). Este sistema se puede conectar a velocidades inferiores a 20 km/h mediante una tecla en el salpicadero y es únicamente válido para aparcamiento en línea. Cuando los sensores laterales encuentran un hueco, avisa al conductor mediante una señal sonora y visual. Entonces sólo queda seguir las instrucciones, hay que soltar el volante y limitarse a controlar la velocidad con los pedales. Es sorprendente y misterioso. Algo con lo que lucirse delante de familiares y amigos, y muy útil para las personas a las que aparcar les de pavor o tengan problemas de movilidad.

Precio


El Ford Focus se puede elegir en tres tipos de carrocería: 5 puertas, Sedán (4 puertas) y Sportbreak (familiar). A continuación se citan los precios del Ford Focus III 5 puertas para los diferentes motores con el nivel de acabado Trend. Con determinadas motorizaciones no es posible elegir el nivel Trend. En estos casos se indicará el nivel correspondiente entre paréntesis.

Gasolina

  • 1.6 Ti-VCT 105 CV: 17.700 €
  • 1.6 Ti-VCT 125 CV: 18.700 €
  • 1.6 Ti-VCT 125 CV Powershift: 20.200 €
  • 1.6 Flexifuel 120 CV: 18.700 €
  • 1.6 EcoBoost 150 CV: 20.200 €
  • 1.6 EcoBoost 180 CV (Titanium): 22.950 €

Diésel

  • 1.6 TDCi 95 CV (Urban): 13.340 €
  • 1.6 TDCi 115 CV: 20.200 €
  • 2.0 TDCi 163 CV (Titanium): 23.950 €
  • 2.0 TDCi 163 CV (Titanium): 25.450 €

Estos precios son orientativos y es muy recomendable consultar el concesionario o echar un vistazo a la página web de Ford porque es habitual encontrar rebajas o equipamiento opcional a 0 €.

Valoración general


El nuevo Ford Focus es un gran coche con independencia del motor escogido. Es atractivo, está bien construido y tiene un funcionamiento agradable. Los asientos son cómodos y las suspensiones filtran muy bien los baches, lo que hace de este compacto uno de los más confortables del mercado. Este carácter no va en contra de una destacable agilidad y de una notable estabilidad lineal. El espacio interior y el maletero no son grandes, pero pueden ser suficientes para una pareja con niños pequeños o de mediana edad. Si se requiere más espacio sería conveniente mirar hacia algunos de sus competidores como el Honda Civic.

El motor 1,6 EcoBoost de 180 CV es sobresaliente por funcionamiento, prestaciones y consumo. Es fino y muy suave. Cuando se pisa a fondo las revoluciones ascienden progresiva e incesantemente hasta el corte. La reserva de potencia es grande y siempre disponible con inmediatez. La caja de cambios de 6 velocidades casa perfectamente con el bloque. Manejada con sensatez y realizando una conducción normal, el motor devolverá unos buenos consumos para el nivel de potencia y prestaciones que es capaz de ofrecer. Quizá la potencia sea excesiva e innecesaria en la mayor parte de las ocasiones, pero desacostumbrarse a ella es difícil. Es sin duda una de las mejores partes del coche.


Por último, es justo destacar el esfuerzo que la marca americana ha hecho en ofrecer un equipamiento de seguridad y confort a la última. Muy pocos rivales pueden presumir de poder montar sistemas tan avanzados como el City Safe Mode, disponible además a un precio asequible y en algunos casos de manera gratuita.

Por todo ello, si estás pensando en adquirir un compacto a la última en tecnología, cómodo y agradable de conducir, deberías incluir en tu lista de candidatos el Ford Focus III.

Fotos | Pablo David González González


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 diciembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *