19 enero 2015 Berlinas, Industria, Todoterrenos / SUV

Cadillac-Johan-de-Nysschen

El futuro de Cadillac se va concretando cada vez más gracias a las declaraciones de su nuevo jefe, Johan de Nysschen. El ejecutivo amplió la información sobre los próximos lanzamientos en una entrevista realizada la semana pasada al margen del Salón de Detroit. En ella reconoció que la prioridad para la marca a corto y medio plazo debe ser entrar en los segmentos inferiores del mercado premium.

Los fabricantes alemanes se están beneficiando de su rapidez al acceder a dichos huecos, circunstancia que perjudica a las ventas de Cadillac, especialmente en Norteamérica. Por ese motivo, la empresa va a emplear parte de los 12.000 millones de dólares destinados a nuevos productos y tecnologías en cubrir dos nichos clave: los de los crossovers y las berlinas compactas.

El que llegará primero será el SUV, cuyo lanzamiento está previsto para principios de 2017. Este modelo asumirá la dura misión de recuperar el terreno que habrá perdido Cadillac frente a rivales como el Audi Q3, el BMW X1 y el Mercedes-Benz GLA. Tampoco lo tendrá nada fácil la berlina, que se espera para 2018 y que se situará en la gama por debajo del ATS.

Cadillac-ATS-Coupe-EU-spec-10

Este segundo vehículo tratará de mitigar uno de los peores quebraderos de cabeza que Cadillac padece actualmente. El ATS salió a la venta en 2012, antes de que el Audi A3 Sedan y el Mercedes-Benz CLA irrumpieran en el mercado norteamericano para aguarle la fiesta al fabricante premium de General Motors. Su berlina más compacta se vende allí por un precio algo más caro que las alemanas y de Nysschen ha ratificado su intención de acabar con esa situación.

El hermano pequeño del ATS compartirá su misma arquitectura Alpha de tracción trasera, una configuración menos económica y práctica en relación al espacio interior que la de sus rivales germanos, basados en plataformas de tracción delantera. A pesar de esos inconvenientes, el jefe de Cadillac quiere mantener la filosofía del fabricante de construir coches de altas prestaciones orientados al condcutor, por lo que esa alternativa no formará parte de sus proyectos.

Entre ellos no figura como urgente un nuevo vehículo eléctrico o similar que complemente el ELR; de Nysschen arguyó que prefieren centrarse en el crossover y la berlina, porque representan productos que salen rentables mucho antes y que permitirán financiar los siguientes lanzamientos. Además de esta pareja de modelos, la lista de novedades hasta 2020 anunciada por el ejecutivo contempla el esperado CT6, que competirá contra el trío A8-Serie 7-Clase S, así como un crossover mayor que el SRX y otra berlina muy lujosa por encima del CT6.

Vía | Automotive News


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *