2 diciembre 2011 Seguridad, Superdeportivos

Los Lamborghini Diablo no crecieron como setas en su época, ni son coches que se puedan ver por la calle todos los días. La verdad es que perder uno de estos ejemplares a manos de un camión no es un final demasiado digno para uno de los mejores superdeportivos de todos los tiempos, pero es lo que ha ocurrido hoy en Alemania.

Por alguna razón desconocida, el conductor de este Diablo detuvo su vehículo en el arcén a las 6:40 de la mañana, hora local, tal vez por algún problema en el coche. Mientras el propietario se encontraba fuera del coche, un camión embistió al Diablo y lo catapultó contra las barreras de la carretera.

Afortunadamente el conductor no sufrió daños, aunque el Diablo me parece que quedó completamente inservible. Solamente un mago podría hacer volver a la vida a este Lamborghini (y eso que en la foto no vemos la parte de atrás).

Vía | GT Spirit


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 diciembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *