6 octubre 2010 Berlinas, Industria

lincoln-continental-concept-de-2002.jpg

Con Mercury fuera de escena de manera definitiva, quedaba ver cómo se iba a hacer la transformación de Lincoln, una marca satélite que Ford ha querido conservar. La intención es de que Ford conserve a Lincoln como una marca muy exclusiva, prometiendo modelos que competirán con los alemanes, lo cual ya es decir mucho. sin embargo, el Continental no va a regresar.

El Lincoln Continental, uno de esos sedanes ridículamente enormes de las décadas del 60 y 70, hubiera visto la luz nuevamente como el modelo más equipado y de más lujo de los chicos de Deaborn. Eliminado del catálogo en 2002, dejaría de ser un sedán típicamente norteamericano, de esos que sin pena ni gloria han pasado por Detroit. Los planes han cambiado y el Continental seguirá bien guardado, al menos por ahora.

Con competidores tan bien establecidos en EEUU como Cadillac y ante el desafío que implica querer igualarse con los Audi y Mercedes, a Continental todavía le quedaba un largo y tortuoso camino por recorrer si quería posicionarse como coche de gran lujo.

Dentro de los planes de Lincoln, siguen unos cuantos modelos que están en suspenso, pero el coche más tristemente recordado de EEUU, aquel que transportaba a Keneddy el día de su asesinato, no regresará a los salones de venta.

Vía | Automobile


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 6 octubre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *