28 marzo 2007 Curiosidades, Seguridad

Según las estadísticas los conductores españoles renuevan los limpiaparabrisas cada 4 años, un tiempo demasiado largo ya que las escobillas comienzan a deteriorarse a los 6 meses.

Los expertos recomiendan que periódicamente se revisen estas partes del coche al igual que se hacen con otras que consideramos más importantes. Los limpiaparabrisas se pueden deteriorar debido a la fuerza del sol, ya que sus rayos deterioran el caucho por el que están formadas estas escobillas y hace que pierdan flexibilidad y capacidad para evacuar el agua.

Otra de las razones por las que se deterioran estos elementos es que además de “barrer” el agua de los cristales, también arrastran insectos, barro, suciedad…

Después de toda esta información, se ha llegado a la conclusión de que se deben cambiar los parabrisas por lo menos una vez al año, y no una vez cada cuatro años como dicen las reglas. La mejor etapa para hacerlo sería en otoño, antes de las fuertes lluvias, la nieve y el granizo.

Vía | Consumer


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *