7 agosto 2010 Compactos, Curiosidades

mini-espia-lv.JPG

La policía de Estados Unidos no gana para sustos con BMW. En mayo un prototipo camuflado del nuevo X3 hizo que una ciudadana de Manhattan alertara a la policía por su aspecto sospechoso y porque el conductor lo había dejado en marcha y solo, lo que obligó a las fuerzas de seguridad a desalojar las calles cercanas.

Y el sábado pasado ha sido en Las Vegas donde la policía recibió una llamada a las nueve y veinte de la noche en la que una persona decía que había un vehículo “sospechoso” estacionado en el aparcamiento del casino-hotel Luxor. No pasaron ni diez minutos hasta que el sitio fue totalmente cerrado al paso de coches y peatones y su reapertura se produjo una hora y media más tarde.

mini-espia-lv2.JPG

El vehículo en cuestión era una unidad de pruebas de la versión norteamericana del nuevo MINI Countryman, que fue fotografíada por un fotógrafo de la página holandesa Secretnewcars. Evidentemente, no llevaba ningún artefacto peligroso en su interior, pero las placas europeas y un refrigerador con un logotipo escrito en árabe probablemente sería lo que hiciera preocuparse a la persona que llamó a la policía.

El MINI Countryman de pruebas fue “expulsado” del aparcamiento y se dejó una notificación sobre el parabrisas para que su dueño contactara lo antes posible con el departamento de seguridad del Luxor, que no ha dado ningún comunicado del acontecimiento. Quizás a BMW no le vendría mal replantearse sus técnicas de camuflaje cuando vaya a pasear sus próximos nuevos productos en Estados Unidos.

Vía | Secretnewcars


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 7 agosto 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *