6 julio 2012 BMW, Trail

Evolucionar o morir. Sí, he modificado un poquito el lema pero no soy el único: BMW parece que está en la última fase de desarrollo de la próxima generación de la gama GS, en concreto de la R 1200 GS, su buque insignia en el sector crossover. ¿Por qué lo hace? No le queda otra que evolucionar después del acercamiento tanto en calidad como en ventas que están teniendo sus rivales de Yamaha, Triumph o Ducati, con la Super Tenere, la Tiger Explorer o la Multistrada respectivamente.

Estas fotos espías confirman uno de los rumores que venían rondando a esta versión 2013, la refrigeración. Se hablaba de que la nueva generación contaría con refrigeración líquida, algo que se ha confirmado una vez que hemos podido disponer de las fotos espías. Con este cambio, se mejorará la eficiencia del motor al calentarse más paulatinamente y, obviamente, menos.

Otro de los cambios visibles en este nuevo modelo, del que ya vimos fotos hace varios meses, es que tanto el basculante Paralever –junto a la transmisión final por cardán-, la salida del escape y el freno trasero se han intercambiado los lados, pasando el basculante al lado izquierdo y el escape al derecho. También podemos observar cómo monta una protección en sus cilindros, algo que no se ve de serie en el modelo actual.

Si nos fijamos bien, el tanque, o más bien su protección, cuenta con un tamaño mayor, dejando en evidencia que podría estar camuflado o que, incluso, aún no habrían dado con el diseño final de dicho componente.

Aún BMW no ha dado ninguna señal ni ningún comentario acerca de sus futuros productos, por lo que aún no conocemos cuándo debutará la nueva GS. Eso sí, se espera que esté en otoño de este año, contando como modelo 2013, o a principios o primavera del año que viene, llamándose ya modelo 2014.

Vía | Cyclebike


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 6 julio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *