13 octubre 2012 Curiosidades, Industria

A principios del año pasado, nos enterábamos con cierta sorpresa de que Renault había despedido a tres de sus ejecutivos, Messrs Balthazard, Bertrand Rochette y Matthieu Tenenbaum, por intentos de espionaje industrial a favor de compañías ubicadas en China.

Pero el asunto vuelve nuevamente a la palestra tomando ya un giro bastante bizarro, cuando la prensa francesa dió a conocer el día de ayer que Renault había preparado cartas de condolencias en caso de que sus tres ejecutivos se suicidaran. Eso no ha ocurrido, sino que los tres fueron indemnizados con mucho dinero y posteriormente perdonados por Renault, al saberse después que las acusaciones eran falsas.

Por lo pronto, el caso aún no se ha cerrado. Las investigaciones apuntan ahora a que los encargados de la investigación interna de la compañía, que habrían requerido dinero a cambio de datos reales sobre transferencias bancarias de Balthazard, Rochette y Tenenbaum, serán acusados de fraude al entregar datos que eran falsos.

Como quiera verse, esto parece una maniobra a muy alto nivel para hacer daño a Renault o para terminar con la carrera de los tres ejecutivos mencionados, lo que casi le cuesta el puesto al mismo Carlos Ghosn y que ha llegado a involucrar a personajes dentro del gobierno francés.

Vía | Automotive News


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 octubre 2012
  2. Noticias RENAULT | Noticias sobre coches 14 octubre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *