23 enero 2012 Industria

A los administradores de Saab les está costando demasiado trabajo en tratar de vender lo que queda de la compañía, a pesar de que se está dando casi a precio de subasta. Cuando parecía que la bancarrota era la única solución para que Saab siguiera sobreviviendo, en partes o completa, nadie quiere comprar a la marca a pesar de que se recibieron algunas ofertas que no fueron consideradas como “serias”.

Falta por considerar la oferta de Youngman (que extraoficialmente parece que será de 430 millones de euros), la cual será dada a conocer esta semana. Otras compañías lo han intentado, pero la realidad es que nadie da demasiado por Saab; una presente que se ve todavía peor y no muy prometedor a futuro, desde la perspectiva de los tiempos de crisis que estamos sobrellevando.

Durante la larga agonía de Saab, GM ha sido un factor determinante y su verdugo que finalmente provocó la muerte de la compañía. Y nuevamente será GM una de las tres partes que tendrá que aprobar, de nueva cuenta, la venta de lo que quede de Saab, junto con el gobierno sueco y el Banco europeo de inversiones.

Vía | Inautonews


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 23 enero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *