17 diciembre 2013 Familiar, Industria

toyota verso

Los frutos del acuerdo firmado entre Toyota y BMW ya se están haciendo ver con la incorporación de un nuevo motor diésel, destinado al futuro Verso 1.6 D-4D. Este modelo, será el primero de la marca japonesa en llevar un motor de BMW, con una potencia máxima de 112 CV y un par de 270 Nm.

Para este motor, ambas marcas se han empeñado en mejorarlo para optimizar sus consumos y emisiones. La colaboración ha traído también el desarrollo de componentes nuevos, como el volante de doble masa o los nuevos soportes de motor. Se le ha incorporado también un sistema Arranque/parada para mejorar consumos, que se ubican en los 4,5 L/100 Km en ciclo combinado.

El comienzo de la fabricación del Toyota Verso con este nuevo motor está planificada para el mes de enero del 2014, en la planta turca de Adapazari, la única fábrica de la gama Verso en Europa.

La colaboración entre ambas marcas apenas ha dado sus primeros pasos. Este nuevo motor diésel solo es el inicio, ya que los planes llegarán aún más lejos. Se tiene pensado iniciar el desarrollo conjunto de un sistema de pila de combustible y una nueva plataforma para un futuro modelo deportivo. Además se investigará la creación de una nueva plataforma ligera y se comenzará a estudiar la factibilidad de las baterías litio-aire, que en teoría deberían tener una autonomía de unos 800 kilómetros y que están siendo investigadas por otros grupos industriales, como IBM.

Fuente | Toyota


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 diciembre 2013
  2. Toyota presenta el Verso 2014 6 febrero 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *