25 junio 2016 Berlinas, Gama / versiones

C5_p2_001
En ocasiones, las empresas lanzan productos que por una cosa u otra no terminan de cuajar en el mercado. Y no, no tiene porqué ser un producto de baja calidad. Un ejemplo es el Citroën C5. Una berlina que no ha terminado de convencer al público europeo, y eso que es un coche bastante decente, un turismo del segmento D de una marca generalista.

Tal vez su primo hermano, el Peugeot 407, que tan buenos resultados obtuvo en la época en que se comercializaba tuviera algo que ver y se llevara parte de su protagonismo. También el crecimiento bestial que tuvieron los crossovers, y que siguen teniendo, por lo que se redujeron las ventas de berlinas haya influido bastante. La diferencia es que otros modelos similares al Citroën C5 mantuvieron como pudieron la embestida de los SUV, mientras que el francés no pudo adaptarse a esta situación.

Ahora, Citroën se plantea un relevo para su berlina pero, de momento, acaba de recibir una leve actualización para intentar mantenerse en pie hasta que llegue ese día. Como decíamos, este soplo de aire fresco es muy leve, y prácticamente queda reducido a un mayor equipamiento ofertado de serie, que afecta tanto a la berlina de 4 puertas como a la variante familiar C5 Tourer XTR, que ahora se estructuran con los acabados Feel, Feel Edition y Shine.

C5 CrossTourer 2

Desde la entrada a su gama, el modelo francés de la marca del doble chevrón ofrece: control de tracción inteligente, regulador y limitador de velocidad, iluminación adicional en curva, sensor de presión de neumáticos, encendido automático de luces, limpia parabrisas también automático y espejos retrovisores exteriores con plegado eléctrico.

Por otro lado, se añade el climatizador bizona y el pack Connecting Box que cuenta con Bluetooth, USB y toma de AUX. No nos olvidamos del navegador con pantalla táctil de 7 pulgadas, llantas de aleación en 17 pulgadas y los sensores de aparcamiento delantero y trasero que se incluyen en el acabado Feel Edition.

Si hablamos de motorizaciones sólo dispone de dos, dos diésel. Uno es el BlueHDi de 150 caballos con cambio manual de 6 velicidades y otro es el BlueHDi de 180 caballos asociado al cambio automático EAT6 de 6 relaciones; la cilindrada de ambos es de 2 litros.

El precio de la versión más económica, que es la de 150 caballos en carrocería de 4 puertas con acabado Feel Edition, es de 22.550 euros.

Fuente | Citroën


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *