10 noviembre 2014 Tecnología

placa-taller

Investigadores del Campus de la UPC (Universidad Politécnica de Cataluña)en Terrassa junto con el Centro Tecnológico de Manresa (CTM), empiezan a desarrollar una tecnología tolerante a los fallos, que permitirá la conducción hasta el taller cuando el coche tenga una avería en alguna fase del motor o en el convertidor electrónico que lo controla.

Para ellos, el secreto del nuevo coche eléctrico es el motor eléctrico que incorporará cada una de las cuatro ruedas, y que su diseño será de tipo axial, de rotor plano, lo que permitirá compactar a la mínima expresión posible el grosor y aumentar su potencia.

Por tanto, el nuevo vehículo eléctrico será capaz de maximizar la eficiencia energética haciendo que cada rueda actúe como propulsora. De esta manera, se eliminaría la pérdida de energía que se produce con el sistema clásico de tracción a través de los trenes mecánicos.

Además, investigadores de otra Universidad,la BUAP-México, desarrollan un nuevo sistema de baterías híbridas, con elementos químicos supercondensadores, para equilibrar la autonomía del vehículo y la potencia de regeneración.

Con el trabajo de ambas universidades se generará una especie de pulmón que absorberá los picos de potencia y los devolverá a la batería. Así, el funcionamiento del vehículo será más estable y la batería, de unos 35 kWh, será mucho más eficiente y duradera.

Por otra parte, el coche que se construya a raíz del estas tecnologías tendrá hasta dos veces más de autonomía que los equivalentes actuales, pudiendo circular sin recargar sus baterías a lo largo de unos 250 Km.

El vehículo eléctrico estará listo en 2015 y será construido por la empresa mexicana TC Technologies.

Vía | UPC


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 11 noviembre 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *