25 abril 2009 Industria, Todoterrenos / SUV

SsangYong

La crisis podría llevarse por delante a SsangYong, si SAIC o el gobierno surcoreano no hace nada para evitarlo. Las ventas de SsangYong llevan callendo desde hace meses, y están llegando a mínimos con los que la compañía no puede continuar su actividad, ante el nivel tan bajo de facturación.

A principios de año, SAIC abandonó el control de la empresa y SsangYong pasó a control judicial, parándose las cadenas de producción durante varios meses. Pero esto no alivio la complicada situación de la marca surcoreana. Ahora mismo, una de las soluciones que se barajan es eliminar 2.700 puestos de trabajo (el 37% de la plantilla).

Según Lee Yu-Il -director de SsangYong- “el fabricante más pequeño de Corea del Sur se quedará sin fondos a finales de junio“. Además los costes de la reorganización empresarial serían de unos 100.000 millones de wones (56,2 millones de euros). Con esta situación, el gobierno surcoreano no se ha pronunciado ante las llamadas de auxilio de la compañía, y su casa matriz, SAIC parece que tampoco quiere actuar.

Si SAIC no interviene (esta vez de forma contundente, no con medidas temporales) y SsangYong no corrige su rumbo podríamos hablar del primer fabricante víctima de la crisis.

Vía | Autoblog en español


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 25 abril 2009
  2. SsangYong busca inversores que la salven 9 agosto 2009
  3. Ssangyong garantiza su futuro 18 diciembre 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *