6 julio 2016 Gama / versiones, Superdeportivos

AM-RB-001-1
Nunca antes una cooperación entre una marca de coches y otra de bebidas energéticas había desarrollado un coche para la calle como éste, el AM-RB 001. Aún está en desarrollo, o eso nos han dicho, pero la presencia y la técnica que guarda es de libro de ingeniería.

Vale que el nombre del GT que vemos en las imágenes no sea muy bonito, pero lo que realmente importa es digno de admirar. Para que os hagáis una idea de dónde puede llegar este vehículo os decimos que está siendo desarrollado por el mismísimo Adrian Newey, director técnico de Red Bull Racing (Formula 1), Marek Reichman, director general de diseño de Aston Martin, y David King, director de operaciones especiales de la marca británica.

A simple vista notamos el trabajo llevado a cabo por Newey. Y es que las formas del AM-RB 001 buscan penetrar el aire de la forma más eficiente posible. El único detalle que nos puede recordar a un típico modelo de Aston Martin es la boca de aire, ubicada en una posición bastante baja, por cierto.

AM-RB-001-6

Todo el diseño del coche es sorprendente pero, si tuviéramos que destacar algo especialmente por encima del resto, nos decantaríamos por la abertura del lateral para gestionar de la mejor forma posible los flujos de aire, lo “pegado al suelo” que se encuentra y el espectacular diseño de la zaga. Hablamos a nivel visual, claro.

Lo que no se ve a simple vista es un fondo plano que generará una enorme succión y que irá a más cuanto mayor sea la velocidad del AM-RB 001 y un chasis monocasco construido en fibra de carbono.

Según declara Aston Martin en su comunicado oficial, utilizará un V12 en posición central con el que esperan conseguir una relación peso potencia de 1:1. Por tanto, teniendo en cuenta que la máxima ligereza es una de las principales condiciones, no sería de extrañar que las cifras de peso y potencia se encuentren entre 850 y 1.000. Suponiendo que el peso es de una tonelada, ¿te imaginas un Fiat 500 de 1.000 caballos? Tiene que volar, ¿verdad? Pues no, este supercoche no volará, irá pegado al suelo.

AM-RB-001-10

Por otro lado, también confirman que su producción se llevará a cabo en Gaydon, en las instalaciones de Aston Martin. Además, se fabricaran entre 99 y 150 unidades, incluidos los prototipos y 25 unidades destinadas únicamente a su uso en circuito, que se empezarán a entregar a principios de 2018.

Esperamos con impaciencia conocer más detalles como el peso y la potencia final de este exclusivo GT y su precio quye todavía se desconoce, aunque, en Highmotor, no creemos que nos llegue el presupuesto para comprar una unidad como coche de empresa.

Fuente | Aston Martin


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *