17 septiembre 2010 Industria, Seguridad

Toyota quiere resolver rápidamente el problema de aceleración

Los meses pasan y el tiempo transcurrido desde que los primeros casos de aceleración inintencionada comenzaron a afectar a Toyota, afectan también a la reputación de la marca, que no logra todavía reponerse de la mala imagen que el problema le ha causado a la marca. Los abogados de Toyota han comenzado a moverse para que los casos que han interpuesto contra la marca, sean rechazados.

Según reporta Bloomberg, la marca ya acumula más de 300 casos de juicios por problema mecánicos en sus coches, que han causado muertes y accidentes. Toyota tiene confianza de que para el mes de noviembre, todos los casos sean desestimados en los juicios, ya que se basan en hechos anecdóticos y no especifican defectos puntuales en sus vehículos.

Sin embargo, Toyota tendrá que enfrentarse aún a los abogados de las víctimas de los supuestos problemas con los aceleradores, quienes seguirán adelante. En un comunicado reciente, han manifestado que la marca japonesa conocía estos problemas desde el año 2003.

Como recordarán, los primeros casos de aceleradores trabados se hicieron públicos a fines del año pasado. En los meses que han transcurrido, la marca ha tenido que llamar a revisión a unos 8 millones de coches en todo el mundo, pero el problema aún no se sabe si es histeria colectiva o un auténtico defecto de fabricación, ya que las diferentes pruebas no han arrojado fallas en los aceleradores electrónicos de sus modelos.

Vía | Bloomberg


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 septiembre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *