La nefasta atención al ciudadano de la DGT

La nefasta atención al ciudadano de la DGT

Escrito por: Javi Vicente   @javivicente    20 enero 2009     1 minuto

que no acarrea ni suspensión de carnet ni pérdida de puntos, ya que no se superaba ni en un 25% la velocidad máxima permitida de la vía.

Hasta el día de hoy tenía entendido que los radares fijos deberían ser anunciados de su situación, puesto que no tienen afán recaudatorio, sino para evitar accidentes. La idea es la siguiente: el Ministerio del Interior evalúa tras unas estadísticas de accidentes los puntos negros de las carreteras y ahí es donde pone radares para evitar que la gente le pise más de lo que debe. Hoy me he informado y puedo decir que los radares no están obligados a informarse de su situación.

A partir de ahí, si un radar no es avisado, pierde toda la característica de evitar accidentes y gana toda la que sea recaudación, dinero fácil y todo lo que se nos ocurra. Es lo que ocurre con el radar situado en el km. 67.6 de la A-4, ya que si se viene por la autopista de peaje R-4, no aparece ningún anuncio de radar, puesto que se encuentra a escasos metros de la incorporación a la carretera general, habiendo sido avisado únicamente para los vehículos de la A-4.

Y hasta aquí podría estar más o menos de acuerdo, pero cuando he llamado al teléfono de atención 902 508 686 una señorita muy amable (nótese la ironía) me ha colgado el teléfono cuando he dicho la palabra mágica recaudación. ¿Será que las verdades ofenden?

Deja un comentario