Opinión y prueba Mercedes Clase V 300d, un monvolumen con mayúsculas

Opinión y prueba Mercedes Clase V 300d, un monvolumen con mayúsculas

Escrito por: Diego G. Moreira    5 mayo 2020     8 minutos

Esta es nuestra prueba del Mercedes Clase V con motor diesel 300d con una potencia de 239 CV. Un monovolumen espacioso con siete plazas y un enorme maletero.

Seguro que alguno estará pensando que el Mercedes Clase V se parece más a una furgoneta que a un monovolumen, pero realmente me parece injusto denominarlo furgoneta, y si seguís leyendo esta prueba seguro que no lo volvéis a considerar una furgoneta (a la Mercedes Vito tal vez, pero al Mercedes Clase V no).

Nos hemos puesto al volante del renovado Mercedes Clase V, en su versión diesel 300d que entrega una potencia de 239 CV. Para aquellos que quieran un monovolumen con siete plazas de verdad, más maletero, sin lugar a dudas te va a interesar esta prueba.

Diseño: deportivo por fuera, grande por dentro

Mercedes Clase V 300d 019

El diseño exterior del Clase V es imponente, -sí, es una furgoneta- pero con un diseño deportivo gracias a los detalles AMG. Además de su frontal de gran tamaño, con la nueva parrilla o sus faros full-LED, lo que más destaca son las llantas de aleación de 19 pulgadas, en color negro. Lateralmente se vuelve a notar el acabado AMG en el faldón que recorre todo el lateral, destacando sus enormes puertas laterales eléctricas y la superficie acristalada con lunas tintadas.

En la zaga el gran portón (con accionamiento eléctrico) dispone de varios detalles cromados (que lo distinguen de la Vito), portón que deberemos tener en cuenta si aparcamos muy cerca de otro vehículo a la hora de abrirlo. Por último, en el apartado exterior, destacar el doble techo panorámico que aporta mucha luz al interior e incluso puede abrirse.

Mercedes Clase V 300d 015

En el interior es donde se gana a pulso el apelativo de monovolumen y hace que nos olvidemos de la palabra furgoneta. El diseño y acabados no tiene nada que envidiar a un Clase C, con líneas que son conocidas en la marca, destacando la pantalla en posición elevada o el mando de control multimedia en la consola central, todo ello ordenado y sin tren central.

Mercedes Clase V 300d 07

Los materiales y acabados sobresalen por calidad, plásticos blandos al tacto, materiales nobles y ajustes propios de una berlina de la marca. En este aspecto no tiene rival en el mercado, puesto que las otras furgonetas con versión premium son incapaces de llegar a este nivel de acabado.

Además de calidad, otra sensación en su interior es el espacio. Al no disponer de tren central hay mucho espacio en las plazas delanteras y el resto del habitáculo reparte las siete plazas con un enorme espacio tanto para pies como para cabeza. La postura de conducción es elevada, cómoda, con buena visibilidad y con todo a mano.

Mercedes Clase V 300d 012

La configuración de nuestra unidad de pruebas era 2+2+3 todos ellos asientos individuales, aunque esto puede variarse. En la segunda fila, dispone de dos asientos y la posibilidad de equipar una mesa (muy recomendable si se va a usar para trabajar) o incluso sustituir los tres asientos traseros por dos enormes butacas de máximo confort heredadas directamente del Mercedes Clase S, todo depende de la configuración que queramos y de lo que tengamos como presupuesto límite. Los asientos de nuestra unidad, además de cómodos, permitían un ajuste individual tanto de la inclinación del respaldo como la posibilidad de mover el asiento longitudinalmente para ganar espacio en una fila u otra.

Mercedes Clase V 300d 011

Además de lo anterior, dispone de una enorme guantera en la parte baja de la consola central que nos permite dejar todo tipo de objetos voluminosos y hasta botellas gracias al posavasos. También dispone de iluminación interior por todo el habitáculo y control de climatización independiente para la segunda y tercera fila de asientos, así como varios huecos en los laterales de las filas y tomas de 12V para cargar nuestros dispositivos.

Mercedes Clase V 300d 02

El maletero tiene un tamaño modulable, según como hayamos desplazado los asientos, pero puede llegar hasta los 1.000 litros de capacidad con las siete plazas y tres filas de asientos, sin lugar a dudas una cifra imbatible.

Motor y prestaciones: deportividad y contundencia

Mercedes Clase V 300d 01

La estética deportiva es evidente en el exterior, pero lo que nos ha sorprendido muy gratamente es la respuesta de esta versión diesel 300d con 239 CV. Pese a la denominación, el bloque que se esconde bajo el capó es un 2.0 de cuatro cilindros, un motor muy prestacional que gracias a su cifra de 530 Nm de par motor hará que este vehículo de más de cinco metros de largo y dos toneladas de peso gane velocidad rápidamente. El empuje del bloque nada tiene que envidiar a los motores de seis cilindros diesel, en cuanto hundimos el pie en el acelerador y sube por encima de 3.000 vueltas, el Clase V nos pega al asiento y el velocímetro sube rápidamente.

No es un motor que sea poco ruidoso, pero sí es suave y lineal subiendo revoluciones, destacando la respuesta desde bajas vueltas (a poco más de 1.600 r.p.m. ya despierta) hasta casi las 4.500 r.p.m., un buen rango de uso para un propulsor diesel de cuatro cilindros. Asociada al motor va la caja de cambios 9G-TRONIC, con nueve velocidades que destaca por suavidad y dispone de modo sport y secuencial con levas.

Comportamiento: confortable y razonablemente dinámica

Mercedes Clase V 300d 018

La característica principal al volante del Clase V es confort, el nivel de insonorización interior es muy elevado e incluso no tiene sensación de velocidad. La suspensión tiene un acertado punto medio entre dinamismo y confort. De echo a nivel dinámico destaca, porque pese a sus predecibles inercias, llega más allá que una furgoneta de menor tamaño, teniendo un paso por curva más propio de un SUV que de un vehículo de más de cinco metros con una altura de casi 1,90 metros.

Mercedes Clase V 300d 09

De echo en carreteras de curvas, otros modelos del segmento acusan más inercias o puede ser más incómodos que el Mercedes Clase V. Eso sí, las buenas sensaciones en el paso por curva o la estabilidad a altas velocidades, junto con una insonorización interior que hace que no tengamos sensación de velocidad, provoca que cuando llegamos a una curva no seamos del todo conscientes de las medidas del vehículo que conducimos, al menos los primeros kilómetros al volante, aunque para echar una mano está el equipo de frenos que es contundente (eso sí, dentro de la fatiga que sufre al detener un vehículo de estas medidas y peso).

Consumo

Mercedes Clase V 300d 022

El motor diesel se nota en la cifras de consumo, puesto que en carretera se conforma con sólo 7,5 litros a los 100 km, una cifra bastante contenida para el tipo de vehículo que es. Mientras que en circulación mixta con tramos urbanos el consumo sube hasta los 9 litros a los 100 km, y en autovía en nuestro recorrido habitual hemos conseguido cifras de 7,3 litros a los 100 km.

Equipamiento

Mercedes Clase V 300d 08

Nuestra unidad no era precisamente la menos equipada dentro de la gama, gama que arranca con el acabado «Rise» que se queda corto en equipamiento -sobretodo exterior- puesto que equipa: llantas de acero con tapacubos, faros delanteros totalmente halógenos, sistema multimedia táctil, cuatro altavoces, multiples airbags, control de velocidad, asistente de fatiga, encendido automático de faros, asistente de arranque en cuesta, entre otros.

Nuestra unidad equipaba la línea AMG, lo que le aporta una imagen exterior con defensas específicas y llantas de color negro también especiales de este acabado. Además, dentro de los asistentes de seguridad incorporaba: aviso del ángulo muerto del retrovisor, aviso de cambio involuntario de carril con intervención en el volante, luces largas automáticas o el freno automático en caso de colisión frontal.

El sistema multimedia incorporó a finales del año pasado la funcionalidad MBUX que mejora mucho su interacción, además destaca el sistema de sonido (que en nuestra unidad era de serie) y que sonaba realmente bien. Destacan también las luces full-LED delanteras con una iluminación sobresaliente, con gestión automática de las largas.

Opinión y precio del Mercedes Clase V

Mercedes Clase V 300d 020

El precio de partida de este Mercedes Clase V es de 48.765 euros, con motor diesel 220d de 163 CV, caja de cambios automática 9G-Tronic y acabado Rise. Mientras que el precio de nuestra unidad con el motor diesel 300d y acabado AMG con los extras que se han mencionado, supera los 70.000 euros.

Quien busque un monovolumen pero con mayúsculas, para familias numerosas o para desplazar de forma muy cómoda a más de cinco personas, este Mercedes Clase V cumple con las expectativas. El confort en cualquiera de las filas de asientos está garantizado, el confort abordo o en carretera tiene el mismo nivel que cualquier berlina de la marca. Además, hay espacio para ocupantes y equipaje, un equipamiento a la carta con el que completar la Clase V a nuestro gusto siempre que no tengamos problema con la factura final, porque estamos ante un monovolumen premium en todos los aspectos.

Fotos | Equipo de pruebas

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.