Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV, prueba (parte III)

Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV, prueba (parte III)

Escrito por: Javi Vicente   @javivicente    8 agosto 2009     2 Comentarios     5 minutos

A pesar de ser una berlina moderna y adaptada al mercado actual (y a la competencia) que un A4, la seguridad que ofrece a sus ocupantes no es del todo la adecuada para una berlina de su precio. Bien es cierto que sus competidores por equipamiento y segmento son de gama alta pero por precio no tanto, ya que podemos adquirir un Seat Exeo por menos de 30.000 euros.

Aún todo son elucubraciones, ya que el Exeo no ha pasado por el banco de pruebas de EuroNCAP, pero todo hace presumir que no conseguirá las tan valoradas 5 estrellas, teniendo en cuenta que su predecesor, el Audi A4, obtuvo las 4 estrellas. De sus competidores directos sólo hemos probado el Mondeo (5 estrellas) y aparentemente no lo supera. Habrá que esperar a ver resultados oficiales.

Equipamiento de seguridad

Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV

De serie cuenta con siete airbags: dos frontales, dos laterales, dos de cortina y uno de rodilla para el conductor, contando con fijaciones ISOFIX (ver detalle) y reposacabezas activos delanteros. Actualmente es un equipamiento de serie en la mayoría de los modelos, por lo que no destaca especialmente, teniendo que pagar un extra (198 euros) por los airbags traseros.

Algo que sí hay que aplaudir, es que a pesar de haber bajado en 500 euros el precio en cualquiera de sus versiones, tanto el ABS, control de tracción, ESP con asistencia en frenada de emergencia se equipan de serie. El asistente de arranque en cuesta, así como otros elementos menos importantes pero usuales en otras marcas, no son ofrecidas ni como extra en ninguna versión, cosa que no entiendo si quieren competir con otras berlinas de alta gama. Un fallo importante es la ausencia de ángulo muerto en los espejos exteriores (ver detalle), que si bien son grandes, nunca abarcarán tanto como los que llevan la parte externa ligeramente curvada.

Como opcionales ofrece la dirección Servotronic Plus (de serie en los modelos más potentes diésel y gasolina y no disponible en el de 102 CV gasolina) a un precio de 198 euros y el paquete de faros bixenon direccionales y luces de marcha diurnas por 939 euros.

Equipamiento base

Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV

Como en prácticamente todos los modelos de la competencia, podemos montar muchas opciones, aunque algunas imprescindibles, como cargador de CD’s no es posible. Dispone de un lector DVD ROM para los mapas y dos ranuras para tarjetas de memoria SD (opcional con un precio de 2.423 euros en style y 2.225 euros en sport diésel junto con sistema de navegación) y conexión opcional para iPod y USB (197 euros c/u), pero el CD de toda la vida, si se quiere escuchar, es incompatible con el uso del navegador. Hay que quitar el de mapas para meter el CD.

Partimos de tres modos de equipamiento: reference, style y sport siendo el primero el más básico y sólo dísponible en motorizaciones gasolina de 102 y 150 CV y en TDI de 143 CV. El intermedio, con el que contábamos en nuestro vehículo, está disponible en las 5 motorizaciones (3 gasolina de 102, 150 y 200 CV y 2 diésel de 143 y 170 CV) y el más avanzado, en todas excepto la de gasolina de 102 CV.

Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV

Algo que es agradecido, y sobre todo en verano, es la nevera refrigerada, de serie en el acabado style, opcional (74 euros) en sport y no disponible en reference. El paquete almacenaje (198 euros) también es muy útil debido a los escasos departamentos portaobjetos que incluye cajones debajo de asientos delanteros y ganchos, redes y portaesquís en el maletero.

Consumos y precio

El motor diésel del grupo VAG siempre me ha parecido que consume bastante poco comparado con otros modelos, ya sea de Audi, VW o Seat. Son motores muy económicos y potentes a bajas revoluciones pero poco estirables, pero están muy conseguidos en cuanto a consumo se refiere. Los ecomotive de Seat y Bluemotion de VW son exageradamente económicos.

Seat Exeo 2.0 TDI 143 CV

Sometimos a nuestra unidad de pruebas las mismas condiciones que en otras ocasiones. Al disponer de control de crucero, probamos con y sin, además de una prueba extra a velocidad ligeramente alta pero sin exceder los márgenes de seguridad de los límites de velocidad. En esta prueba, a una media de 143 km/h del ordenador con cruise control, el motor bebió 6,3 l/100 km. En la prueba de 125 km/h también con cruise control gastó 5,4 l/100 de media y en manual, a la misma media, el consumo se redujo en una décima cada 100 kilómetros. La sexta marcha bien utilizada ayuda mucho a rebajar la cifra. El consumo extraurbano oficial se cifra en 4,3 l/100 que no pudimos alcanzar ni en sexta marcha a 90 km/h. A este ritmo, el ordenador marcaba 4,7 l/100 pero tras llenar el depósito y hacer los calculos pertinentes, salió 4,4 l/100 (me parece mucho para despreciarlo por error).

Teniendo en cuenta la configuración opcional de más de 7.000 euros sobre el precio base y lo equipado que estaba, no me parece caro pagar cerca de 35.000 euros por una berlina. Quizá pueda sorprender decir “un Seat de 35.000 euros“, pero en realidad es poco menos que un A4 de 35.000 euros. Obviamente lo que más sube en estos casos es el sistema de navegación, muy prescindible con los portátiles que existen ahora mucho más económicos y más manejables, aunque eso sí, no estarán tan bien integrados en el salpicadero.

Fotos | Javi Vicente
Más Información | Motor y prestaciones, espacio interior y exterior. Lista de precios oficial

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.