8 enero 2013 Pruebas, Urbanos

SEAT Ibiza 1.6 TDI (3)

Hoy, en Highmotor, seguimos con la segunda parte de la prueba de nuestro pequeño SEAT Ibiza 1.6 TDI con 90 CV de potencia. Ayer repasabamos lo bueno y lo malo del motor, las prestaciones, el comportamiento y el consumo del utilitario español con vocación juvenil.

Ahora, en la segunda parte, nos toca hablar y comentar sobre las calidades de los acabados, su espacio para los ocupantes y la carga, su diseño exterior y por supuesto el interior del habitáculo.

DISEÑO EXTERIOR

SEAT Ibiza 1.6 TDI (1)

A finales del 2012, SEAT realizó pequeños cambios en el exterior del vehículo, manteníendolo joven y moderno, algo por lo que siempre se ha caracterizado el Ibiza. Los principales cambios respecto a la variante del 2008 se centran en nuevos faros, con opción de LEDs tanto delante como detrás. La parrilla y los paragolpes, que ahora son más puntiagudos y dejan de lado las formas redondeadas, ofrecen a al conductor un toque deportivo. Las llantas de aleación y los faros antiniebla también son primerizos.

Nuestra unidad -de cinco puertas- pintada en un color denominado Amarillo Tribu, bastante llamativo, acompañado del techo de cristal negro y de las llantas de aleación ligera de 16 pulgadas hacía girar cabezas entre la gente más joven de mi ciudad. Por la noche, con las luces encendidas, el “espectáculo” aumentaba. No es normal ver esa combinación de colores en un coche tan pequeño que superaba los 21.000 euros.

DISEÑO INTERIOR, CALIDAD Y ACABADOS

SEAT Ibiza 1.6 TDI (4)

Nada más tomar asiento en nuestro SEAT Ibiza me doy cuenta de su elevada posición de conducción, algo que realmente odio, pero tras una semana con él, te acabas acostumbrando. No es un vehículo que se caracterice por su enorme espacio en altura para los ocupantes, pero yo, que no soy especialmente bajito, tenía separación más que suficiente entre la cabeza y el techo. Este último es algo más bajo en las unidades con techo solar, mostrando un escalón entre la parte trasera y delantera.

En las plazas posteriores pueden llegar a viajar dos personas cómodamente, siempre y cuando los ocupantes de las plazas delanteras no sean demasiado altos. La plaza central se reserva únicamente para desplazamientos muy cortos debido a su menor tamaño, a su mayor altura y un mullido bastante duro que puede llegar a ser incómodo.

El maletero, en la versión de cinco puertas, cuenta con 292 litros de capacidad, ampliables si reclinamos los asientos posteriores. Aunque no sea uno de los más grandes del mercado (por encima suyo encontramos el del Skoda Fabia o el Dacia Sandero) permite realizar viajes largos debido principalmente a sus formas regulares que ofrecen una correcta colocación de las maletas u objetos.

SEAT Ibiza 1.6 TDI (2)

Todas las versiones traen de serie un kit anti-pinchazos, por lo que en el hueco de la rueda de repuesto (opcional), podríamos seguir añadiendo objetos en el caso de que el maletero estuviese completo.

El salpicadero, en el acabado Style, se encuentra dividido en dos materiales. La parte inferior, ofrece un plástico más blando, mientras que la superior trae uno realmente duro y de poca calidad. Dentro del mismo grupo (Volkswagen), el Polo se encuentra mucho mejor terminado. Aún así parece que puede durar muchos años con un trato duro sin apenas sufrir. El volante y la palanca de cambios están terminados en cuero, algo que se agradece tras pasar muchos kilómetros conduciendo.

SEAT Ibiza 1.6 TDI (4)

El sistema de climatización, aire acondicionado de serie, funciona realmente bien. Calienta o enfría rápido. Únicamente llega a la parte delantera, la trasera se tendrá que conformar con esperar el aire que llega de la otra zona del vehículo o de las tomas de aire de las piernas.

En la tercera parte prueba hablaremos sobre su precio, su equipamiento y daré una valoración general del vehículo. No os la perdáis.

Fotografía | Highmotor


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 8 enero 2013
  2. SEAT Ibiza 1.6 TDI, Prueba (Equipamiento, precio y valoración) 13 enero 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *