13 octubre 2013 Seguridad, Tecnología

toyota-pcs

Lo que no hace tantos años era una tecnología reservada a muy pocos fabricantes, los sistemas de seguridad que previenen las colisiones contra peatones se están haciendo cada vez más frecuentes. Toyota acaba de anunciar la siguiente evolución de su propia tecnología, con la que pretende reducir drásticamente el número de atropellos. Ya estrenó un sistema de frenada automática en el Lexus LS actual, pero el nuevo incorpora cambios importantes.

El anterior Sistema precolisión (PCS) de Toyota se basaba en la mayor fuerza aplicada a los frenos para prevenir un posible atropello. Sin embargo, eso tan solo cubría una parte de las situaciones. Para poder impedir este tipo de colisiones en otras circunstancias, como cuando el vehículo circula a demasiada velocidad como para que el PCS pueda frenarlo a tiempo, tendrá la ayuda de la dirección asistida.

El nuevo PCS dispone de unos sensores que detectan la presencia de los peatones frente al coche. Si considera que existe el riesgo de atropello, emite alertas visuales primero y sonoras después en caso de que el conductor no reaccione. Justo cuando esto último tampoco funciona es el momento en el que entra en acción la dirección asistida para la evasión de peatones, la novedad del PCS.

Este sistema, tras verificar que el conductor es incapaz de evitar el atropello y calcular que hay espacio suficiente alrededor del coche, maneja la dirección para girar bruscamente y esquivar al peatón. Toyota comenta en el comunicado que esta tecnología no llegará hasta 2015. Antes habrá una variante del PCS más económica que funcionará sin direccióna asistida.

Fuente | Toyota


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 octubre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *