Has recibido una etiqueta medioambiental de la DGT incorrecta ¿qué debes hacer?

Has recibido una etiqueta medioambiental de la DGT incorrecta ¿qué debes hacer?

Escrito por: Mónica Redondo   @MonicaRedondoD    21 marzo 2019     Sin comentarios     3 minutos

El distintivo ambiental ya es obligatorio en muchas ciudades, pero ¿qué se debe hacer si la etiqueta medioambiental de la DGT no es correcta?

Son muchos los conductores que ya se han movilizado y es que son numerosos los usuarios que se han visto afectados por el envío erróneo de la etiqueta medioambiental de la DGT. ¿Qué se debe hacer si la etiqueta medioambiental de la DGT no es correcta? Antes de nada, el posible afectado deberá buscar la información que acredite que su coche forme parte de la homologación correspondiente a cada distintivo.

Es importante recordar que los vehículos diésel que deben tener la etiqueta de la DGT son los pertenecientes a la normativa Euro IV (normalmente posteriores al año 2006), mientras que los vehículos de gasolina deberán formar parte de la normativa Euro III (normalmente posteriores al año 2000). Las etiquetas medioambientales de la DGT forman parte del Plan Nacional de Calidad del Aire y Protección de la Atmósfera, ahora su aplicación se ha extendido y son muchas las ciudades, como es el caso de Madrid, que están recrudeciendo su uso.

La etiqueta medioambiental de la DGT no es correcta, ¿qué se debe hacer?

En primer lugar, el conductor afectado debe comprobar que se trata de un error. A partir de ese momento, se deberá solicitar cita previa en la Jefatura de Tráfico más cercana al domicilio y asistir a la cita con toda la documentación recogida, sin olvidarse del DNI del propietario del vehículo en cuestión, el permiso de circulación e incluso la ficha técnica.

Una vez que la Dirección General de Tráfico ya tenga los datos, el conductor solo tendrá que esperar a recibir la nueva identificación adhesiva en un plazo de quince días laborables.

Otro de los problemas que los usuarios se están encontrando es que cuando se acude a Tráfico, el modelo en cuestión aparece homologado bajo una normativa que no le corresponde. Esto sucede porque desde la Dirección General de Tráfico se elige la fecha de primera matriculación y no la normativa anticontaminación a la que pertenece.

Etiquetas medioambientales de la DGT, ¿cuáles son?

Aunque esta información es de dominio público, no está demás recordar los tipos de etiquetas medioambientales que existen en la actualidad. Son cuatro y se clasifican en este orden: CERO, ECO, C y B.

La etiqueta medioambiental CERO está destinada a todos los coches eléctricos puros que estén impulsados por pilas de combustible de hidrógeno y también los vehículos híbridos enchufables que ofrezcan una autonomía de 40 km. Por su parte, la etiqueta medioambiental ECO, está dirigida a todos aquellos híbridos o híbridos enchufables con menos de 40 kilómetros de autonomía. También forman parte de este grupo los coches de GNC y de GLP.

Nuevo etiquetado de vehículos de la DGT: descubre cual corresponde a tu vehículo

Nuevo etiquetado de vehículos de la DGT: descubre cual corresponde a tu vehículo

La Dirección General de Tráfico ha clasificado a los vehículos en cuatro categorías en función de sus consumos y emisiones. Esta clasificación es la que se va a utilizar en adelante para determinar a qué vehículos alcanzan las diferentes restricciones que los diferentes protocolos en materia de circulación establecen. Durante un tiempo, la DGT estuvo […]

LEER MÁS

La etiqueta medioambiental C es la que deben llevar los coches de gasolina pertenecientes a las normativas anticontaminación Euro IV y posteriores. También la deben utilizar los coches diésel con normativa Euro VI y posteriores. Por último, existe la etiqueta medioambiental B, está representada con el color amarillo y optan a ella los automóviles de gasolina pertenecientes a la normativa Euro III y los diésel de la normativa Euro VI y Euro V.

Como se puede comprobar, pueden existir incidencias con los modelos diésel pertenecientes a la normativa Euro IV y es que el usuario puede llegar a recibir un distintivo B, cuando lo ideal sería el distintivo C. Para poder enmendar este posible problema, el conductor afectado deberá ponerse en contacto con el fabricante y solicitar un certificado en el que aparezca la normativa anticontaminación a la que pertenece el modelo. Una vez que se haya conseguido, se deberá acudir a la Jefatura de Tráfico.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.