Hyundai iMax N: la furgoneta para derrapar definitiva

Hyundai iMax N: la furgoneta para derrapar definitiva

Escrito por: Alvaro Avilés    22 octubre 2019     4 minutos

La división australiana del fabricante coreano ha creado la Hyundai iMax N, una furgoneta con tracción trasera perfecta para derrapar con toda la familia.

Hyundai sorprendió al panorama automovilístico en 2018 con el primer integrante de su familia de altas prestaciones, el Hyundai i30N que probamos hace unos meses. Este compacto deportivo ha conseguido rivalizar con los mejores GTI del segmento y ha demostrado que el fabricante coreano es capaz de hacer coches del más alto nivel.

Sin embargo, el último producto de la familia N que hemos conocido poco tiene que ver con el Hyundai i30N. No por deportividad, que la tiene, sino porque el concepto está en otro mundo, puesto que se trata de un coche perfecto para familias muy numerosas con ganas de fiesta. Su nombre, Hyundai iMax N “Drift Bus”. Puede que no os suene, pero quizá sí que lo haga si os decimos que en el mercado español se vende como Hyundai H1.

407 caballos para convertirla en un lobo con piel de cordero

Crear una furgoneta de altas prestaciones puede que suene a chino, pero es algo que ya se ha hecho más de una vez, siendo el santo grial de estas locuras la brutal Renault Espace F1.

Esta curiosa creación viene de Hyundai Australia y ha tenido como objetivo construir una furgoneta de altas prestaciones. Por ello, han sustituido el motor turbodiésel de 2.5 litros y 170 caballos por un todopoderoso V6 biturbo de 3.5 litros capaz de entregar la friolera de 407 caballos y 555 Nm de par. Además, la característica más extraña y a la vez apasionante de la Hyundai iMax N es que toda la potencia se transfiere al tren trasero mediante una transmisión automática de ocho relaciones. Todo esto con su disposición original de ocho asientos, bendita locura.

Hyundai Australia ha instalado unos amortiguadores regulados de manera electrónica y un sistema de frenos mejorado. El conjunto va calzado en unas llantas de 19 pulgadas que nos son muy familiares, y es que son las mismas que monta el i30 N.

La Hyundai iMax N nació para hacer drift

La configuración de un propulsor de más de 400 caballos y tracción trasera deja bastante al descubierto las intenciones del fabricante, y es que esta furgoneta quiere hacer honor a su apellido: “Drift Bus”. Como su propio nombre indica, ha sido creada para ir más tiempo de lado que en línea recta.

Para conseguir esto, el Hyundai iMax N “Drift Bus” lleva instalado un diferencial autoblocante mecánico para conseguir desbocar la zaga de esta monstruosa furgoneta. No debe ser fácil controlar un derrape en esta mole de 2,2 toneladas, aunque viendo que hace el 0 a 100 km/h en menos de 5 segundos, no tenemos duda de que tiene poder más que suficiente.

Además, el fabricante coreano ha anunciado que ha conseguido una perfecta distribución de pesos siempre que las ocho plazas estén ocupadas. Por lo tanto, parece que es el arma definitiva si quieres derrapar con toda la familia.

Un interior acorde a su deportividad

Los guiños deportivos también están presentes en el interior, por lo que los asientos delanteros son los mismos que en el Hyundai i30 N y la segunda y tercera fila se ha tapizado acorde a estos. Además, la ventaja de su tamaño es que cuenta con un maletero de 842 litros, por lo que no hará falta un remolque para meter todos los juegos de ruedas que este monstruo tiene que devorar en un track day.

Aquí viene la mala noticia, y es que como era de esperar, la Hyundai iMax N no se va a producir en serie, sino que es una demostración de lo que es capaz de hacer el fabricante sí se lo propone. Por lo tanto, sólo nos queda compartir el vídeo para que veáis la capacidad de derrapar que tiene y os imaginéis humillando a más de un deportivo en la recta de vuestro circuito favorito.

Comentarios cerrados