Mantenimiento de un coche eléctrico: ¿cómo lo hacen los talleres mecánicos?

Mantenimiento de un coche eléctrico: ¿cómo lo hacen los talleres mecánicos?

Escrito por: Victor Alós Yus    11 febrero 2019     Sin comentarios     4 minutos

El mantenimiento de los coches eléctricos es fundamentalmente distinto al que reciben los coches con motor de combustión, aunque es igual de necesario

Llega un nuevo paradigma al mundo del motor y habrá que ir cambiando la manera de hacer determinadas cosas con el coche. Entre ellas, figura el mantenimiento, ya que un coche eléctrico poco tiene que ver con un coche con motor de combustión. Y eso va a traer serias complicaciones, porque si con nuestro coche con el motor tradicional podíamos acudir a casi cualquier taller para que lo revisaran, con un coche eléctrico tendremos que buscar un taller especializado.

Por suerte, con el incremento de la presencia de los coches eléctricos, aumentarán también los talleres especializados en coches eléctricos. Pero hasta entonces, el comprador de un coche eléctrico tendrá que acercarse hasta el taller que le indique la marca, porque la especialización, como marcan las leyes del mercado, llegará, pero cuando sea realmente necesario y sobre todo, rentable.

Audi E Tron 2020 Suv Electrico (17)

Batería, motores y frenos: tres componentes de revisión obligada

El mantenimiento de un coche eléctrico tiene una serie de ventajas sobre el coche con motor de combustión. Para comenzar, no tiene un motor mecánico que utilice partes móviles, ni una aplicación de calor de forma violenta con una explosión, ni lubricantes necesarios para el funcionamiento de estas partes móviles del motor de combustión. Todo esto no está presente en los coches eléctricos, así que no hay piezas que se desgasten de una manera tan rápida.

Las tareas variarán en este aspecto, ya que los motores de combustión se sustituirán por el sistema eléctrico. Encontramos la batería y los motores eléctricos, pero también el sistema de carga y los frenos regenerativos, que también requieren una atención especial. Los mecánicos tendrán que revisar el aislamiento de todos los cables, además de los motores, la batería y el resto de sistemas.

Mantenimiento coches eléctricos

Para esto hará falta una serie de elementos de seguridad personal, para que el mecánico no se lleve una descarga accidental, algo que no ocurre con los coches de combustión. Las herramientas también necesitan un tratamiento especial para aislarlas, ya que son metálicas y se expone a un riesgo considerable.

El mantenimiento de un coche eléctrico: menos averías pero más especializadas… y caras

El mantenimiento de un coche eléctrico: menos averías pero más especializadas… y caras

Los talleres tendrán que adaptarse a las nuevas necesidades de los coches eléctricos y cambiar los modos de trabajo a la tecnología de los coches eléctricos

LEER MÁS

Todo esto encarecerá la factura de la revisión, ya que además tendrán que amortizar la formación de los mecánicos. Pero los trabajos normales de revisión también tendrán que realizarse. Sigue habiendo piezas que requieren el mismo mantenimiento que se realiza en los coches con motor de combustión. Los cambios en otros puntos del vehículo no son tan grandes y en puntos mecánicos se ha de comprobar la lubricación, que seguirá siendo necesaria en los piñones que desduplican la potencia del motor a las ruedas, los diferenciales y otros puntos que siguen estando presentes en los coches con motores eléctricos.

Los neumáticos, un elemento fundamental para revisar

Aunque no se suelen tener tanta atención como otros elementos de un coche eléctrico, los neumáticos son importantes. Y es que aunque el desgaste se produce tanto en un tipo de vehículos como en el otro, el par utilizado al comenzar a circular con un coche eléctrico es superior. El mayor desgaste en los neumáticos se produce al arrancar y parar, así que ese mayor par produce un desgaste superior en un coche eléctrico.

Esto puede hacer que los neumáticos tengan un desgaste mayor y que duren algo menos. Esto no suele tenerse en cuenta, pero los mecánicos tendrán que revisar bien los neumáticos para evitar sorpresas. En general, los vehículos eléctricos necesitarán menos mantenimiento en cuestión de frenos y otros elementos, que se desgastan menos. Tampoco tendrán algunos líquidos que hoy son indispensables. Pero esto se sustituye por el mantenimiento del aislamiento y el funcionamiento de los equipos eléctricos. Así que aunque se afirme que los coches eléctricos no necesitan tanto mantenimiento, no es cierto.

Los coches eléctricos necesitan tanto mantenimiento como los coches de combustión interna, aunque se trate de un mantenimiento diferente. Con este mantenimiento se podrán evitar averías en los coches eléctricos que no tendríamos en los coches de combustión, pero que al igual que aquellas, nos pueden dejar sin coche una buena temporada… o para siempre.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.