Marussia Motors comienza la producción de su superdeportivo

Marussia Motors comienza la producción de su superdeportivo

Escrito por: JL Arboledas    16 septiembre 2010     2 Comentarios     1 minuto

Marussia Motors, fabricante ruso de superdeportivos, acaba de comenzar la producción de sus llamativos B1 y B2, modelo que no han llegado solos al mercado ya que la marca ha aprovechado para inaugurar su primer concesionario en la capital Rusa, concretamente en Tverskaya, 17.

Seguro que apenas recordarás nada de una marca tan nueva como esta pero para saber algo de historia de la compañía hay que remontarse a finales de 2008 cuando Marussia Motors presentó el primer diseño del B1, diseño en el que se incluía un motor híbrido que al parecer han decidido desechar.


marussia-46.jpg

El segundo modelo, el B2, presentado con mucha posterioridad es un modelo cuyo diseño ha sido inspirado en los aviones de combate. Como buenos hermanos ambos modelos tienen cosas en común como el motor V6 de 3.5 litros proporcionado por el incombustible Cosworth que será comercializado en tres niveles de potencia, 300, 360 y 420 caballos.

La verdad, seguro que no es el superdeportivo ni más potente ni más prestacional, pero según el constructor ruso esta potencia es más que suficiente para lanzar a un modelo de 1.100 kg de 0 a 100 km/h en tan sólo 3.2 segundos.

Ahora bien, como precisamente no es el deportivo más prestacional del mundo ni el que ofrece las mejores sensaciones y esto lo saben bien en Marussia Motors han decidido ponerlo a la venta a un precio de 100.000 euros la unidad. Modelos que esperan sean bien acogidos ya que tienen unos planes de futuro que pasan por la construcción de 10.000 vehículos al año.

Vía | worldcarfans

un comentario

  1. Luis Vzla dice:

    Que interior tan extraño y feo, es que ni con las pantallas se ve moderno. La forma del tablero parece de un carro de principio de los 90

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.