Mercedes-Benz E 63 AMG 2014, 4MATIC y hasta 585CV

Mercedes-Benz E 63 AMG 2014, 4MATIC y hasta 585CV

Escrito por: Chema    10 enero 2013     5 Comentarios     2 minutos

Mercedes-Benz ha dado a conocer la nueva variante AMG de su Clase E, el E 63 AMG, un modelo actualizado tanto en su diseño como en su mecánica. Las mayores novedades de esta berlina o familiar -ambas carrocerías se encuentran disponibles- es la posibilidad de montar como opción un sistema de tracción total 4MATIC y un kit de potenciación denominado S-Model.

El motor V8 de 5.5 litros de la anterior generación seguirá estando en este intenso lavado de cara. Al igual que antes, este bloque sobrealimentado mediante dos turbocompresores tendrá la posibilidad de salir de fábrica con dos terminaciones. La más «light» se ofrecerá con 557CV de potencia, mientras que la equipación S-Model, gracias a un aumento en la presión de carga de los turbos, aumenta la caballería hasta los 585CV.

mercedes-e63-amg-2013-002

Por primera vez, el E 63 AMG dispondrá de dos sistemas de tracción, el de serie en la berlina de menor potencia, trasladará la fuerza del motor únicamente a las ruedas traseras. El S-Model solo se podrá equipar con el AMG 4MATIC, una tracción integral deportiva que transmite en condiciones normales de adherencia el 33% del par al eje delantero y el 67% de par restante a las ruedas traseras. Estas últimas contarán con un diferencial autoblocante. Todo el conjunto aumenta en 70kg el peso total del vehículo.

La caja de cambios automática de siete relaciones AMG SPEEDSHIFT MCT 7 cuenta con cuatro modos de funcionamiento. El primero «D», pensado para minimizar el gasto de carburante. Seguido a él tenemos el modo Sport («S»), en tercer lugar el Sport Plus («S+») y en último puesto una posición completamente Manual («M»). En la primera opción el sistema de parada y arranque automático del motor está activado, en el resto se desactiva, al igual que las marchas se suceden de manera más rápida y a un régimen de vueltas más alto.

mercedes-e63-amg-2013-003

Activando la función Race Start, el Mercedes-Benz E 63 AMG con tracción trasera es capaz de alcanzar los 100km/h desde parado en 4,2 segundos, un tiempo calcado al anterior E 63 AMG con el kit AMG Perfomance. En caso de solicitar el paquete S-Model, la berlina reduce el tiempo hasta los 3,6 segundos. El familiar tarda en cualquier ocasión 0,1 segundos más. De esta manera se convierte en el sedán de serie más rápido hasta la fecha.

El equipo de frenos, preparado para un duro trato en carreteras con curvas e incluso durante tandas cortas en circuito, está formado por discos delanteros ventilados de 360mm con pinzas de seis pistones en ese mismo eje y cuatro en la parte trasera. También se ofrece un juego de discos de carbono, hasta un 40% más ligeros, con una medida de 402mm.

Fuente | Mercedes-Benz

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.