Rolls-Royce Koa Phantom, lujo extremo aderezado con madera exclusiva de Hawaii

Rolls-Royce Koa Phantom, lujo extremo aderezado con madera exclusiva de Hawaii

Escrito por: David Lopez   @espacionblanco    19 febrero 2021     3 minutos

Tras tres años de laboriosa preparación Rolls-Royce presenta al Koa Phantom, un lujoso one-off para uno de sus clientes más especiales con detalles únicos

Cuando el dinero de los más pudientes no entiende de crisis se puede realizar hasta los proyectos más inimaginables, una buena muestra de ello nos llega esta vez de parte de Rolls-Royce y uno de sus clientes más importantes, quien ha trabajado codo con codo con la marca para la creación de una versión única y exclusiva del Phantom, el cual irá a parar a su garaje junto con otros modelos que ya posee de la marca como un Silver Ghost de 1923, un Corniche de 2001, un Phantom VII Drophead Coupé de 2011 y otro Phantom de 2015.

El Rolls-Royce Koa Phantom, que así es como se va a denominar este one-off, será el quinto en el garaje de este exclusivo cliente que ha tardado nada menos que tres años en ver realizado su sueño sobre este vehículo ya de por si lujoso por sus cuatro costados. Se ha tomado como modelo al Phantom Extended, una berlina que casi podría considerarse limusina por sus nada menos que 6 metros de largo y a la que, en su exterior, se ha aplicado un color denominado como Packard Blue.

Rolls Royce Koa Phantom (1)

La denominación de este color también tiene su historia como no podía ser de otra manera. y es que en la colección de más de 60 vehículos que tiene este cliente se encuentra un Packard Twelve Coupe de 1934 del que se ha copiado la pintura para el Koa Phantom. La labor en este sentido de Rolls-Royce ha sido ardua, teniendo en cuenta que el modelo de referencia tiene más de 80 años, por lo que la marca de Goodwood realizó más de 40 pruebas en paneles hasta lograr la tonalidad exacta para su carrocería, la cual cuenta además con una línea pintada a mano que lo recorre a lo largo en el color Dove Grey, junto con las iniciales de su propietario grabadas en la puerta del conductor y las de su mujer en la del acompañante.

Cuando los propietarios del Rolls-Royce Koa Phantom abran sus puertas se encontrarán con una placa dedicada a ellos por la marca, dando paso a un interior que contiene una madera única y especial que sirve para dar nombre a este modelo, se trata de la madera de Koa originaría de Hawaii. Esta madera que solo crece en dicho país requiere de un cultivo especial y, a pesar de ello, es muy raro encontrar una sección que se ajuste a las especificaciones dadas por el cliente, de ahí que esta labor sobre el Koa Phantom se haya extendido durante tres años. Los especialistas en madera de Rolls-Royce consiguieron afortunadamente dar con lo que necesitaban, logrando instalar secciones con una veta que recuerda al terciopelo.

Rolls Royce Koa Phantom (7)

Esta madera de Koa se encuentra aplicada en las inserciones del salpicadero, los paneles de las puertas, la parte trasera de los asientos delanteros y en el módulo central que separa los asientos traseros, haciendo un perfecto contraste con la tapicería de cuero en el color Dove Grey y detalles en azul marino como contraste. Además, creando una sensación de estar directamente bajo un cielo estrellado, el techo cuenta con un revestimiento de cuero en azul marino y 1.420 puntos de fibra óptica que representa el cielo estrellado de donde es oriundo el propietario, Cleveland, Ohio, en la fecha de su nacimiento.

Para terminar, el compartimento trasero cuenta con un frigorífico para champán con copas de cristal que tienen las iniciales grabadas de sus propietarios, además de una cesta de picnic elaborada también con madera de Koa que incluye cubiertos de acero inoxidable hechos a mano en Inglaterra así como copas de vino y decantadores fabricados también a mano por un fabricante húngaro, famosos por sus técnicas tradicionales de fabricación.

¿Su precio? Lógicamente no ha sido desvelado y esto es algo que permanecerá en secreto, aunque seguramente si echas a volar tu imaginación te quedes corto con la cifra que pienses.


Deja un comentario