Suspensión MagneRide, la técnica de atletismo que beneficia el comportamiento del Ford Mustang

Suspensión MagneRide, la técnica de atletismo que beneficia el comportamiento del Ford Mustang

Escrito por: Guillermo Lopez    4 abril 2018     2 minutos

Mantener el equilibrio mientras deslizas. El nuevo Ford Mustang se ha fijado en las técnicas de esquiadores y snowboarders para mejorar la conducción

Las mejoras introducidas por los ingenieros de Ford en la suspensión y otros elementos de la nueva generación del Mustang deben una parte de su desarrollo al uso del MRF, un fluido magnetoreológico que Ford utiliza en los amortiguadores de la nueva suspensión MagneRide de esta nueva generación de muscle car para obtener una conducción más suave y controlada del mismo.

El MRF es el fluido que tradicionalmente utilizan los atletas con discapacidades para ayudarles a mantener el equilibrio cuando se deslizan sobre la nieve con esquís o una tabla de snowboard. Este fluido magnetoreológico ayuda a mejorar el funcionamiento de las articulaciones insertas en las rodillas artificiales permitiéndoles absorber mejor los impactos y facilitando reacciones más rápidas al aterrizar después de un salto.

En el Mustang, el fluido está dentro de los amortiguadores. Unos sensores registran las condiciones de las carreteras por las que circula el coche, al tiempo que unos electroimanes controlan las partículas de hierro que están suspendidas en aceite dentro de los amortiguadores. De forma automática, el campo magnético se ajusta hasta 1.000 veces por segundo para ordenar las partículas en cada uno de los amortiguadores del coche, haciendo que su funcionamiento sea más firme en giros bruscos o más suaves, para permitir desplazamientos más cómodos. La tecnología que incorpora la suspensión MagneRide del Mustang contribuye así notablemente a mejorar el comportamiento de esta nueva generación del modelo, aumentando la estabilidad del muscle car y aportando un frenado más suave.

El nuevo Ford Mustang ofrece una línea más estilizada con un diseño más atlético. Es un coche aún más veloz y potente gracias a la mecánica V8 de 5.0 litros de capacidad y 450 CV de potencia, lo que le permite acelerar de 0 a 100 km/h en apenas 4,3 segundos.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.