20 enero 2012 Curiosidades

Hoy me gustaría hablarte de las diferencias entre motores ya que, aunque para muchos todo sea igual y tan sólo se diferencien por el tipo de combustible utilizado, gasolina o diésel, este tema puede dar mucho juego ya que muchas arquitecturas y cada una con sus peculiaridades de diseño y aplicaciones

Debido a esto y aunque más rápido de lo que me gustaría, hoy quiero ofrecerte un pequeño resumen donde hablemos de los diferentes tipos de arquitecturas y motores ya que, aunque no lo parezca, no se construye igual un motor gasolina que uno diesel, un dos tiempos a un cuatro tiempos, motor de gas natural, eléctrico…

Como puedes ver, la cosa se complica bastante, debido a esto voy a intentar resumirte un poco todo este tema para que quede mucho más claro. Para empezar, como no podía ser de otra manera, no podemos hacerlo sin ver un poquito de historia, un tema que para muchos es aburrido pero que seguro te resultará interesante gracias a ciertas curiosidades.

Curiosamente los primeros motores en ver la luz fueron bloques eléctricos pero finalmente se dejaron de lado debido a que los motores movidos por gasolina eran mucho más prestacionales y fáciles de llevar a cabo. De entre los que en un principio vieron la luz destacar los construidos casi a la vez por Karl Benz y Gottlieb Daimler que sentaron las bases de las mecánicas que vemos hoy día.

Gracias a estos primeros bloques encontramos mecánicas realmente diferentes dependiendo por ejemplo de su localización dentro del coche o de su arquitectura. Dependiendo de su localización, en la mayoría de los casos salvo en coches deportivos de alta gama que llevan el motor situado en posición central-trasera, encontramos los bloques situados en posición delantera de forma transversal o longitudinal.

Esto significa que nuestro bloque puede ir situado de forma transversal, método que es el más utilizado hoy día debido a la tendencia de hacer los morros de los coches lo más cortos posible y ofrecer un interior lo más amplio posible mientras que si hablamos de motores longitudinales, hablamos de motores que normalmente se usan en vehículos de tracción trasera aunque también se ha utilizado con vehículos de tracción delantera.

Una vez conocemos la tipología de los motores más habituales es el turno de hablar de su arquitectura que actualmente básicamente se catalogan en motores con cilindros en línea, motores con cilindros en V y motores con cilindros horizontalmente opuestos. Como puedes ver, la oferta es amplia

Motor en línea: esta clase de motores se caracteriza por tener los cilindros dispuestos en línea de forma vertical. Esta clase de bloques pueden ofrecerse desde dos y hasta con ocho cilindros aunque el bloque con cuatro cilindros es el más utilizado hoy en día. Curiosamente esta es la arquitectura más fácil de construir y reparar por lo que no es de extrañar que sea el más utilizado.

Motor en V: los cilindros están repartidos en dos bloques unidos por una base o bancada única formando un ángulo que puede variar de gradiente (60 grados, 90 grados, …). Normalmente se suele utilizar para bloques de 6 cilindros en adelante. Gracias a esta arquitectura encontramos bloques mucho más compactos lo que presenta ciertas partes como un cigüeñal mucho más corto lo que a su vez es una ventaja. Lamentablemente a su vez cuenta con ciertas desventajas como que debe contar con el doble de árboles de levas que un motor en línea lo que dificulta su desarrollo, construcción y mantenimiento.

Motor con cilindros horizontalmente opuestos: Este es un caso muy particular de motor en V cuyos dos bloques están dispuestos formando un ángulo de 180 grados. Para comenzar destacar que ha sido denominado como motor bóxer y es el que hoy día utilizan modelos como los 911 de Porsche o Subaru en sus modelos más prestacionales. Como principal ventaja destacar que se reduce la altura del motor lo que facilita su instalación en todo tipo de vehículos que presentan gran anchura pero no cuentan con la altura necesaria.

Motor Wankel: finalmente no puedo despedirme sin hablar del motor Wankel, un bloque que recibe su nombre gracias a su creador, el ingeniero Félix Wankel que creó un diseño revolucionario para la época en el que se utiliza un rotor triangular-lobular dentro de una cámara ovalada en lugar de los conocidos cilindros y pistón.

Un motor muy poco convencional que con muy poca cilindrada es capaz de ofrecer el mismo rendimiento que su homólogo de seis cilindros tanto en V como en línea. En este tipo de motor la mezcla de combustible y aire es absorbida a través de un orificio de aspiración y queda atrapada entre una de las caras del rotor y la pared de la cámara. La rotación del rotor comprime la mezcla, que se enciende con una bujía. Los gases se expulsan a través de un orificio de expulsión con el movimiento del rotor. El ciclo tiene lugar una vez en cada una de las caras del rotor, produciendo tres fases de potencia en cada giro.

Lamentablemente las nuevas tecnologías finalmente han acabado con este tipo de motor salvo por ciertos modelos que hasta la fecha, el último fue sin me equivoco el Mazda RX8, montaban este tipo de motor. Uno de sus inconvenientes quizás cabe mencionar sus problemas de durabilidad.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

4 comentarios
  • El motor Wankel se denomina también como “motor rotatorio”, y ciertamente no son motores duraderos, tampoco son muy confiables.

  • JR

    Perdón Juan C peroyo tengo entendido que los motores Wankel son más fiables, lo que pasa es que su mantenimiento es más costoso y hay que realizarlo con más frecuencia. En el caso particular del RX8 su principal problema era (y es) que consumía demasiado aceite según tengo entendido, y a mí también me consta como la última “lavadora”.

    Sobre los motores de cilindros opuestos hay un detalle, y es que por el texto quizás podría entenderse que todos los motores de cilindros opuestos son bóxer.

  • Isidro

    Hola, esta bien el post, pero en los tiempos q estamos quizas te ha faltado hablar un poco sobre los motores electricos, ya q son el futuro frente a la conbustion, por su menor mantenimiento y sus mayores prestaciones…y mas cuando las petroleras den el si al hidrogeno.

    Los motores Wankel, tienen problemas d estanqueidad, x el gran rozamiento q sufre…

  • Nacho

    Hay un error, no es lo mismo un motor bóxer que un motor en V de 180º.

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 enero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *