Lamborghini Aventador SVJ: así funciona la aerodinámica del más rápido sobre Nürburgring

Lamborghini Aventador SVJ: así funciona la aerodinámica del más rápido sobre Nürburgring

Escrito por: Javier López   @jlopezbryan96    17 octubre 2018     3 minutos

El sistema ALA del Lamborghini Aventador SVJ es una de sus mayores innovaciones, y hoy os explicamos cómo funciona la aerodinámica del toro más feroz.

La evolución y el paso del tiempo ha permitido a los fabricantes de automóviles no solo investigar y profundizar en numerosos campos, sino también desarrollar la tecnología más puntera. Esto lo podemos ver aplicado tanto en los vehículos más modestos como en los superdeportivos de altos vuelos, como es el caso del nuevo Lamborghini Aventador SVJ. La firma italiana demostró unos impresionantes avances aerodinámicos tras la llegada del Huracán Performante y el sistema ALA, el cual también se ha aplicado en la variante más radical del modelo V12 de Lamborghini, y hoy os explicamos cómo funciona esta obra de la ingeniería.

El Aventador SVJ demostró hace unos meses su poderío sobre el asfalto al batir el récord en Nürburgring, lo que provocó el destronamiento del Porsche 911 GT2 RS. Sin embargo, la diferencia de potencia respecto al Lamborghini Aventador no es tan significante, algo que se debe a que la firma italiana invirtió una considerable cantidad de horas en el desarrollo de la aerodinámica de su modelo más rápido.

Gracias a este vídeo proporcionado por la marca de Sant’Agata, podemos observar con lujo de detalles cómo funciona el espectacular sistema ALA. Estas siglas hacen referencia a lo que la firma denomina como Aerodinamica Lamborghini Attiva, un sistema que permite incrementar la eficacia de sus vehículos gracias a una mejor reconducción del flujo del aire, provocando un mayor agarre y la disminución del nocivo efecto que provocan las turbulencias.

Para conseguir dicho resultado, los ingenieros de Lamborghini se han centrado en mejorar considerablemente tres componentes: el splitter delantero, el alerón y el difusor trasero. De esta forma, se ha podido desarrollar un canal interno, el cual se encarga de dirigir el aire hacia las cavidades del Aventador SVJ, permitiendo que la carrocería experimente el menor número de incidencias posibles.

Por una parte, podemos observar como el flujo de aire se introduce por el interior del splitter cuando aceleramos, momento en el que unos flaps internos se abren para permitir que este fluya y dirigirlo hacia los bajos del superdeportivo italiano. De esta forma, el Lamborghini Aventador SVJ es capaz de ofrecer un agarra considerablemente mayor, una tarea en la que también interviene el alerón. Este, al igual que zona frontal, cuenta con una rendija que se cierra y se abre en función de si aceleramos o frenamos. Para conseguir el efecto deseado, el sistema ALA del alerón reparte el aire en el propio interior del alerón, el cual cuenta con una serie de cavidades diseñadas para expulsarlo.

El Aventador SVJ es capaz de alcanzar velocidades muy altas en unos pocos segundos, por lo que también es necesaria la presencia de una aerodinámica a la altura para detener al toro más fiero. De esta forma, cuando nuestro objetivo es frenar, los flaps anteriormente mencionados se cierran, con el objetivo de que el flujo de aire se dirija hacia arriba y genere presión sobre el cuerpo del SVJ, provocando así una frenada más óptima.

Cuando nuestra trayectoria no es en línea recta y hay curvas implicadas en nuestro camino, el Aventador SVJ es capaz de abrir solo uno de los flaps del sistema ALA 2.0. Esto se debe a que el superdeportivo italiano busca optimizar todo lo posible la trazada, permitiendo a sus usuarios disfrutar de una conducción mucho más eficaz y deportiva. Con esta premisa, Lamborghini ha conseguido mejorar rápidamente su elenco de superdeportivos, el cual es capaz de ofrecer un grado de prestaciones capaz de hacer mucho daño a la competencia.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.