Lexus RX450h, prueba (III)

Lexus RX450h, prueba (III)

Escrito por: Diego G. Moreira    4 octubre 2011     Comentario     4 minutos

Finalizamos con el análisis del Lexus RX450h con esta tercera parte de la prueba. Hasta el momento ya os hemos contado como va en materia de motor y prestaciones, este híbrido que destaca por su potencia (299 CV), confort interior y consumos gracias a ser un vehículo híbrido.

En la segunda parte de la prueba hablamos del diseño exterior, que es relativamente nuevo, del interior y de la calidad de los materiales. Además también vimos el espacio que nos ofrece este SUV, donde cinco adultos pueden viajar de manera muy cómoda.


Y ahora en la tercera parte de la prueba nos toca hablar del equipamiento (incluido el de seguridad), precios y de nuestra valoración general sobre del modelo.

Equipamiento

Como siempre empezamos repasando el equipamiento de seguridad que está disponible de serie en este RX450h. Dispone de control de estabilidad, ABS con asistencia a la frenada de emergencia, airbags frontales, laterales y de cortina,así como airbag de rodilla delanteros y laterales traseros. Es decir, todo un arsenal de equipamiento de seguridad para proteger a los ocupantes del vehículo.

En cuanto a las famosas estrellas EuroNCAP, este modelo no ha sido presentado a las pruebas, por lo que no disponemos de información sobre la valoración del coche en este aspecto, pero a juzgar por su equipamiento de seguridad seguramente tendría sin problemas las cinco estrellas.

Como pasa en casi todas las marcas japonesas, el equipamiento viene cerrado a varios niveles de acabado, dejando los elementos opcionales reducidos al mínimo, tenemos el Premium, Luxury y President. Nuestra unidad de pruebas era un Luxury, que cuenta con elementos como portón trasero eléctrico, sensores de aparcamiento, sistema de navegación, sistema de sonido con 12 altavoces, entre otros elementos.

Eso sí, desde el acabado base ya viene de serie con climatizador de dos zonas, faros de xenon, llantas de 18 pulgadas, entrada y arranque sin llave, tapicería de cuero, sistema de sonido de 9 altavoces, entre otros elementos, de serie.

Dentro del equipamiento, lo más llamativo era el ordenador de abordo, navegador y sistema de sonido, que venía todo integrado en la pantalla central y manejado desde ese curioso ratón situado en el tren central. La información que nos proporciona el ordenador es abundante y precisa, podemos ver desde el funcionamiento de los motores hasta un gráfico con el historial del consumo medio.

El sistema de sonido se completaba con un conjunto de 12 altavoces que ofrecían una calidad de sonido sobresaliente, disponíamos además de una toma USB para nuestra música y todo esto de serie.

Por otro lado, tampoco nos podemos olvidar del sistema de entretenimiento que equipaba en las plazas traseras, compuesto por dos pantallas, auriculares inalámbricos y un mando a distancia. Este sin duda es un detalle premium, porque pocas veces he visto un sistema similar tan bien integrado en el vehículo, además era de serie en este nivel de acabado.

Quizás el punto débil en el equipamiento lo encontramos en las luces, que son de xenon y no son direccionables ni dispone de luces LED diurnas, algo bastante extendido entre los premium hoy en día. Eso sí, la iluminación era correcta.

El equipamiento de nuestra unidad se completaba con el volante con regulación eléctrica (un elemento del segmento premium sin duda), asientos eléctricos y calefactables o la cámara de visión trasera, entre otros elementos.

Precios

  • RX450h Premium 68.430 euros
  • RX450h Luxury 74.290 euros
  • RX450h President 86.900 euros

-Precio unidad probada RX450h Luxury con suspensión neumática y techo solar, 76.950 euros.

Valoración General

Los potenciales clientes de este tipo de vehículos están muy acostumbrados a recurrir a las tres marcas premium típicas, pero este RX450h poco tiene que envidiar a un SUV premium. El precio puede parecer elevado, pero a cambio tenemos un equipamiento completo y cerrado, algo que en el caso contrario tenemos que configurar elemento tras elemento y la factura final puede ser aterradora.

En cuanto al motor, dispone de potencia suficiente como para mover al RX con total soltura y gracias al conjunto híbrido disponemos de un 4×4 gasolina de 299 CV con un consumo similar a un diesel. Otro punto a su favor es el confort interior que ofrece la suspensión neumática, si no vamos a practicar una conducción enérgica o deportiva, es un extra recomendable.

En cuanto al espacio interior, es un vehículo amplio y viene muy bien equipado. Pero la pega que podemos encontrar son algunos acabados y plásticos que deslucen un conjunto en general muy correcto, pero en algunos componentes se nota la influencia de Toyota con plásticos que no son propios de este segmento.

Por lo tanto, para aquellos que busquen un SUV premium, bien equipado, diferente al resto y con 299 CV gasolina pero con un consumo similar a un diesel, es una buena opción, estando a la altura de los demás vehículos con los que compite.

Fotos | David Taboada

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.